Zonas económicas del sur serán beneficiadas en 2018

7 julio 2017
9:23 hrs
José Ortiz Medina

El diputado federal José Luis Sáenz Soto por el distrito con cabecera en Minatitlán, explicó que esta semana inició el proceso para elaborar el Presupuesto 2018 que podría aprobarse en el próximo mes de octubre.

Puntualizó que los expertos y analistas prevén circunstancias complicadas en la economía internacional que van a orientar las prioridades al momento de integrar el Paquete Económico 2018.

El representante popular destacó que este es el momento en el que, con responsabilidad y sin distingo de partidos políticos, los representantes populares así como las autoridades de los niveles municipal y estatal deben estar en abierta y franca coordinación para definir los programas y partidas prioritarias para 2018.

En el caso del estado de Veracruz, donde en los 212 municipios habrá cambios de administración, resulta conveniente el acercamiento y la “disponibilidad política” en este momento para trabajar coordinados.

Sáenz Soto explicó que ante la escasa disponibilidad financiera, el Poder Legislativo tendrá que orientar adecuadamente las prioridades para 2018 en las que destacan el impulso a las Zonas Económicas Especiales (ZEE), proyectos planteados por Petróleos Mexicanos así como el presupuesto para organismos autónomos relacionados con la Transparencia.

Recordó que en 2017 se canalizaron recursos y “para este año 2018 lógicamente estamos pensando que los proyectos que tengan que ver con infraestructura en el caso de la zona económica especial Coatzacoalcos-Salina Cruz, fortalecerlos en la gestión para que tengan mayor dotación de recursos para carreteras, recintos portuarios, vías férreas”.

Sáenz Soto indicó que del sistema carretero que debe intercomunicar a la región, se benefician no sólo los municipios de la zona económica especial Coatzacoalcos-Salina Cruz, sino su área de influencia.

En los municipios cercanos a las ZEE hay grandes potencialidades,  gran disponibilidad de recursos naturales que pueden asociarse a los proyectos empresariales y de esta manera podrá  abatirse, entre otros temas, el rezago en materia de infraestructura y comunicación.

 Cacería de brujas en el PRI

Nos enteramos que circula entre militantes priistas un documento supuestamente elaborado desde la dirigencia estatal para que se denuncie a los traidores al PRI en las pasadas elecciones municipales.

Se trata de un formato de solicitud de sanción, en el que en su calidad de militantes del Partido Revolucionario Institucional, se pide a quienes cuenten con pruebas de que otros integrantes del tricolor le jugaron las contras, que las presenten para proceder a aplicar sanciones que podrían llegar a la expulsión.

Sólo que a la hora de probarlo es donde se pone difícil el asunto, pues se solicita a los quejosos presentar documentales públicas y privadas de las supuestas traiciones, lo cual resulta poco menos que imposible, a menos que se hubiera puesto un microchip localizador con grabadora en la frente de los traidores.

 Los eslabones más débiles

 Una de las principales debilidades, que en un principio se anunciaron como fortaleza, del nuevo Sistema de Justicia Penal es que gran parte de los delitos son considerados como no graves, salvo los que implican al crimen organizado, los secuestros y los homicidios.

Eso ha permitido que los delincuentes de cuello blanco, entre éstos los políticos en puestos gubernamentales, se la lleven leve y eviten pisar prisión, a pesar de que sus actos hayan causado gran daño a muchas personas.

Pues resulta que a pesar de los múltiples señalamientos que pesan sobre esta situación, para el ministro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, José Ramón Cossío Díaz, no es necesario ampliar el catálogo de delitos graves. Según él, basta con un “autodiagnóstico” y con una mayor capacitación de lo que considera los “eslabones más débiles” del sistema, a saber: policías, integrantes de los servicios periciales y, particularmente, los fiscales, que no sustentan bien sus acusaciones.

En esto último, sí tiene razón. Que ni qué. Y también aquí Veracruz es un buen ejemplo.

Van por Cardenal de México

por proteger a curas pederastas

 De manera más que sorpresiva nos enteramos que la Procuraduría General de la República (PGR) inició desde el pasado 10 de junio una investigación en contra del Cardenal Norberto Rivera por el presunto encubrimiento de 15 curas pederastas.

La carpeta de investigación fue abierta por la Subprocuraduría de Derechos Humanos de la PGR luego de la denuncia presentada por los ex sacerdotes Alberto Athié y José Barba, así como por los ciudadanos Valentina Peralta Puga, Saúl Barrales Arellano, Arturo Jurado Guzmán, Salvador Guerrero Chiprés y Manuel de la Peza Cásares.

Se trata de un hecho sin precedentes, pues nunca se había iniciado un proceso por la vía judicial contra altos jerarcas de la Iglesia Católica en México, y menos por un tema como el del abuso de menores.

¿Los del Consejo Mexicano de la Familia también les irán a decir a los sacerdotes pederastas “con mis hijos no te metas”?

Karime tramita divorcio

 Este jueves, el portal de noticias Eje Central publicó un interesante comentario: “Shhhhhhhhh. No se lo digan a nadie, pero la sonrisa de don Javier Duarte, el exgobernador de Veracruz que espera en la cárcel de Guatemala a ser extraditado a México la próxima semana, está escondiendo algo muy importante. Karime Macías Tubilla, su darling desde que eran compañeros en la universidad, ha decidió hacer un control de daños, emocional o financiero, y comenzó los trámites de su divorcio. Doña Karime se encuentra viviendo en Londres, pero el despacho de abogados que contrató está en la Ciudad de México.”

*Esta es opinión personal del columnista