Visitantes observan el agua que sale a borbollones de una sección de la presa Xiaolangdi del río Amarillo de China. Foto: China Stringer Network / Reuters