Uxpanapan, bomba de tiempo

28 septiembre 2017 | 9:59 hrs | José Ortiz Medina

Pocos se han percatado de que los magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación se están tardando en resolver sobre la elección del municipio de Uxpanapa.

Como que a los jurisconsultos les tiembla la mano.

Veamos por qué:

En dicho municipio ganó la elección, en primera instancia, Domingo Carmona Rojas, quien fue candidato del Partido del Trabajo y triunfó con una diferencia de 173 votos por encima de Esteban Campechano Rincón, del Panal. Pero luego, el Tribunal del Estado de Veracruz determinó revocar dicha victoria.

Seguidores de Carmona Rojas acusan que el TEV adujo que hubo actos de violencia en el conteo de votos, pero aducen que no hubo tal al grado de que las autoridades no cuentan con pruebas contundentes para probarlo.

Hay un video en el que se escuchan detonaciones de arma de fuego. No se observa que ninguno de los ciudadanos inconformes detonaran arma alguna, pero sí se presume que elementos de SSP dispararon al aire para disuadir a los manifestantes.

Los simpatizantes de Domingo Carmona se enteraron mucho antes de la elección, que gente de Campechano Rincón andaban diciendo que aunque Carmona Rojas ganara en las urnas, en el OPLE municipal le iban a echar abajo la elección.

Las sospechas tenían cierto fundamento. Resulta que Porfirio Antonio Estillado, presidente del consejo municipal del OPLE es compadre de Esteban Campechano.

Lo peor de todo es que Campechano siempre fue el candidato del actual alcalde de Uxpanapa, Pablo Prieto Morales, quien llegó al poder por Movimiento Ciudadano, pero una vez en el poder, decidió incorporarse a las filas del PRI.

Culpan a Prieto Morales de hacerse de la vista gorda ante una serie de delitos que se cometen en el municipio: aserraderos clandestinos, robo de combustible, secuestros y abigeato. Consideran que el presidente municipal protege a los “malosos”. La situación de inseguridad es tan grave, que hace siete días fue secuestrada la joven Gabriela Hernández Hernández Sánchez, de apenas 14 años de edad. Ella es hija de un ganadero casi octagenario. Le piden 5 millones de pesos de rescate. Entre sus compañeros y amigos le han podido reunir 500 mil pesos. El padre de la muchacha vendió algunas propiedades y sólo ha logrado juntar 1 millón de pesos. La autoridad municipal ha asumido total indiferencia ante esta tragedia. Del gobierno estatal, no se sabe de acciones concretas al respecto.

Volviendo al tema electoral, a Domingo Carmona Rojas no sólo lo apoyan militantes del Partido del Trabajo, sino que también lo respaldan militantes y cuadros distinguidos del PAN, PRD, PES, Morena y Movimiento Ciudadano.

Carmona Rojas es muy querido en el Uxpanapan. No por nada, en febrero de este año fue reelecto por otro período de dos años para presidir la Asociación Ganadera. Ganó 3 a 1.

En el Uxpanapan se está gestando un movimiento ciudadano que crece cada vez más contra la injusticia. Ahí no se robaron ni se quemaron las urnas. No hubo tal violencia como lo quieren hacer ver las instancias electorales.

¡Aguas… ¡ Porque si no se respeta la voluntad popular, en Uxpanapan se pueden desatar los demonios. Al tiempo.

Ahí viene Pancho Colorado

Más de uno tendría que poner sus barbas a remojar, luego de que el empresario tuxpeño Francisco Colorado volvió a dar señales de vida. Y no sólo eso: advirtió que podría regresar al país a partir de diciembre.

No hay que olvidar que la sentencia de 20 años de prisión que le había sido dictada en Estados Unidos por presuntamente lavar dinero del crimen organizado, le fue revocada luego de que una corte de ese país resolvió que fueron violados sus derechos durante el juicio.

Así que este próximo 30 de noviembre el gobierno de Estados Unidos tendrá que resolver si continúa con el juicio o bien decide liberar a “Pancho” Colorado, quien en entrevista con el periodista Ciro Gómez Leyva se mostró bastante optimista al respecto: “vamos a ganar porque no tienen ni una prueba. Por allá nos veremos antes de diciembre”, le dijo.

Con todo lo que este hombre sabe, y que implica a los más importantes integrantes de las facciones políticas que se disputan el poder en Veracruz, seguro que habrá quien lo quiera de amigo. Pero sobre todo, de confidente.

Se va el Águila de Veracruz: 

¿Problemas de taquilla o de política?

 Los fans del llamado “rey de los deportes” están a punto del llanto, luego de que la directiva de los Rojos del Águila, que encabezan José Antonio Mansur Galán y Grimaldo Martínez, dio a conocer oficialmente que el equipo se va de Veracruz.

La explicación oficial es que la Liga Mexicana de Béisbol no aceptó que el club se mantuviera en el puerto de Veracruz debido a la baja asistencia de público durante las últimas temporadas, por lo cual, ahora se van a la fronteriza ciudad de Nuevo Laredo, Tamaulipas, donde adoptarán el nombre de “Tecolotes”.

Sin embargo, no hay que olvidar que el actual gobierno estatal tiene en la mira a uno de los hijos del dueño del club, José Antonio Mansur Beltrán, quien fue delegado de la Secretaría de Economía en la entidad y está implicado en la red de prestanombres del ex gobernador Javier Duarte de Ochoa.

No dude que eso haya terminado de “convencer” a los Mansur de que estarán más seguros en la “pacífica” Nuevo Laredo que en el Veracruz de los Yunes.

*Esta es opinión personal del columnista