Un fraude las cámaras de videovigilancia de Miguel Ángel

18 septiembre 2018 | 14:14 hrs | | Marco Antonio Aguirre
  • Ni siquiera saben exactamente cuántas cámaras van a instalar

Por  Marco Antonio Aguirre Rodríguez

 

Hace ya casi un año, el 22 de octubre de 2017, Miguel Ángel Yunes Linares, gobernador de Veracruz, anunció la instalación de 6 mil 476 cámaras de videovigilancia en el estado, con una inversión de 700 millones de pesos.

En esas fechas se dijo que estarían listas para enero de 2018.

Comenzó febrero y las cámaras ni siquiera se veía que hubieran comenzado a instalarlas.

Este ha sido un programa fantasma, el cual no existe en el presupuesto de Egresos 2018 y del cual tampoco existe mención en los informes trimestrales del gasto público, ni del 2017 ni de éste año.

Miguel Ángel Yunes dijo que se gastarían 700 millones de pesos, ¿de qué partida saldrán?.

En los 484 programas enlistados en el “Proyecto de Presupuesto del Estado, Ejercicio Fiscal 2018” presentado por el gobierno del estado el 16 de noviembre, no está.

Todo ha sido un mal manejo desde un principio.

Vaya, ni siquiera sabemos realmente cuántas cámaras de vigilancia se instalaran.

Miguel Ángel dijo que serían 6 mil 476.

Pero la suma de las cámaras anunciadas para cada región da la cantidad de 7 mil 276.

 

Regiones Número de cámaras
Pánuco 404
Poza Rica 1136
Xalapa 2052
Veracruz 1900
Córdoba 700
Coatzacoalcos 1084
Total 7276

 

¿Acaso estaban presupuestando más cámaras de las que en realidad piensan instalar?

¿O sólo es un error por no saber sumar?

El boletín donde se publicó esto lo pueden ver en https://goo.gl/AoXRYB

¿Cuándo estarán listas esas cámaras?

¿Funcionarán para el 30 de noviembre cuando Miguel Ángel deje el gobierno?

¡Quién sabe!

El 11 de marzo de 2018, Miguel Ángel Yunes dijo que a más tarde en junio estarían instaladas las cámaras de videovigilancia en todo el estado.

Junio ya pasó hace 2 meses.

El 15 de julio de 2018, en Veracruz afirmó que: “Seguramente no pasará del mes de agosto para que más de 6 mil 500 cámaras estén funcionando debidamente y podamos tener un sistema de videovigilancia cómo nunca lo ha tenido Veracruz”, dijo.

Agosto ya concluyó y se llevó su seguridad de que las cámaras estarían activas.

Pero en agosto 19 dio un nuevo plazo, allá, en Coatzacoalcos: Las 6 mil 457 cámaras de video vigilancia que se han instalado a lo largo de la entidad veracruzana entrarán en operación a partir del próximo 15 de septiembre.

El 15 de septiembre con todo y la deslucida ceremonia del Grito de Independencia en la semivacía Plaza Lerdo, ya quedó atrás; el 16 con su desfile militar, ya pasó. El 17 de septiembre dio una rueda de prensa, posterior a la reunión 87 del Grupo de Coordinación Veracruz. Y en esa declaración pública nada se dijo de las cámaras de videovigilancia.

Ese 19 de agosto aseguró que el proceso se encontraba en la fase de configuración, en la cual se verifica que la señal llegue a los C4 y al C5 de Veracruz-Boca del Río sea óptima.

Bueno, para comenzar, ¿ya están instaladas todas las cámaras de videovigilancia?

Finalmente, ¿cuántas van a ser?

Por cierto ¿cómo va a quedar ese gasto para la cuenta pública 2018?

Así como pusieron un número diferente para las cámaras, seguramente tampoco pondrán un mismo número para las cuentas de gastos.

Si eso ocurre, puede haber un grave problema, porque el próximo año, cuando ya Lorenzo Portilla, el titular del Orfis, no siga sus instrucciones, podrán armar un grueso expediente sobre las irregularidades e inconsistencias de éste programa fantasma.

El tema es candente, por eso Cuitláhuac García Jiménez, el gobernador electo, el 12 de septiembre en un evento sobre seguridad ciudadana, pidió a los miembros del comité (dizque) ciudadano de transición (conformado por puro cercano y beneficiario del gobierno de Miguel Ángel Yunes) “que pidan al actual mandatario rinda cuentas sobre el costo, estado y operatividad de todas las cámaras de vigilancia instaladas en Veracruz”.

¿Cuánto va a costar?

Es probable que cuando terminen –por fin- la instalación de las cámaras nos digan que serán más de los 700 millones de pesos anunciados originalmente.

¿Cuánto será el sobreprecio por la instalación de las cámaras? No lo sabremos, porque no hubo licitación para comprarlas ni para instalarlas, si no que el contrato se dio en directo a Comtelsat, propiedad de Manuel Arroyo (quien también es dueño de El Financiero) y de Bernardo Gómez (de Televisa).

Comtelsat además ni siquiera estaba en el padrón de proveedores de Sefiplan, además de que es una empresa con antecedentes negativos, que fue inhabilitada por tres meses por la Secretaría de la Función Pública (SFP) a partir del 23 de septiembre de 2104, según publicación hecha en el Diario Oficial de la Federación un día antes, luego de que el Órgano de Control Interno de Pemex Exploración y Producción concluyó un procedimiento de investigación radicado en el expediente CI-S-PEP-004/2013.

Como si no hubiera más empresas que pudieran hacer esto.

Entonces, gobernador, ¿para cuándo estarán listas las cámaras de videovigilancia?; ¿cuántas cámaras serán en realidad?, ¿cuánto va a costar finalmente su instalación?

Los terrenales estamos esperando.

 

UN CENTRO DE CONVENCIONES PARA MISANTLA. La Presidenta de la Asociación de Empresarios y Profesionistas de Misantla, Blanca Arguelles Cervantes, entregó al diputado federal electo por ese distrito, Rodrigo Calderón Salas, el proyecto para la construcción del Centro de Convenciones de Misantla.

“Quienes integramos la Asociación de Empresarios y Profesionistas de Misantla A.C., buscamos servir y trabajar por Misantla, ser gestores e impulsores de importantes proyectos que beneficien a nuestro municipio y a la región, a hermoso rincón del Totonacapan”, dijo Blanca Arguelles.

La Asociación está integrada por empresarios y profesionistas y su primer proyecto es la construcción del Centro de Convenciones de Misantla, el cual será recinto para la realización de eventos académicos, culturales, deportivos y sociales, que sirva para atraer turismo y para beneficio de los prestadores de servicios hoteleros, restauranteros y demás, generando empleos.

Esta es opinión personal del columnista.