Un comedor que no tiene que comer

7 noviembre 2014 | 9:42 hrs | José Cárdenas

PAPANTLA, VER .- Continúan los problemas para la comunidad de la Laguna, la Secretaría de Desarrollo Social Sedesol, lleva más de un mes sin recibir apoyos para su comedor comunitario, de donde comen niños, personas adultas y jóvenes.

De acuerdo con el comité encargado de la cocina, a través del programa «Sin hambre», la dependencia federal, mensualmente les entregan productos de la canasta básica e insumos para preparar comida.

Sin ninguna explicación no les ha entrado estos importantes apoyos, por lo cual no cuentan con comisaría para la venta de consumos, a pesar de que han pedido el apoyo a nivel regional, hasta el momento han sido ignorados.

Los afectados piden el apoyo a la coordinadora Clara Luz Prieto, ya que además sufren también por la escasez de agua, ante ello su problemática se agrava cada vez más.