Tzoncolco y Omiquila (una historia que contar)

14 diciembre 2017 | 9:46 hrs | Gilberto Haaz Diez | Gilberto Haaz Diez

*Uno de los secretos profundos de la vida es que lo único que merece la pena hacer es lo que hacemos por los demás. Camelot

Hace 15 años, el Grupo de Guarderías Infantiles Orizaba, que presidia doña Matilde Francos de Diez (QEPD), y que a su muerte hace 4 años retomó su hija, Matilde, y con ella sus hijos: Marimar, Ximena, Belen y Juan Carlos, se avocan a entregar cada diciembre un paquete de apoyo, que no es menor, de 400 a 500 despensas y juguetes para los niños. Hace 15 años vivían como en el tiempo de la Conquista, como hacía 500 años cuando llegaron los Conquistadores, aunque ahí no trepaban, ladearon esa comunidad de Rafael Delgado. No tenían más que esperanzas. No se podía subir, ellos bajaban en mulas por un camino de a pie de una hora y se llevaban sus despensas. Quiso el destino que el Patronato le pidiera al gobernador Fidel Herrera Beltrán, en su sexenio, les comenzara un camino que su gobierno hizo de terracería, ya comenzaban a subir los camiones y ellos a bajar con su leña y carbón, que es lo que comercian. Luego, en el sexenio del presidente Felipe Calderón, con Sedesol se les hizo el camino de concreto, está mejor que los mugres de Capufe, poquito mas tarde, la empresa CFE, con el sindicato electricista con Víctor García Trujeque, les llevaron la luz y se hizo la luz, el tendido de los postes es impresionante, las casas comenzaron a tener señal de televisión, los VTV aparecían, ya eran otros, los niños tenían televisión. Anoche les pegó una helada dura, pero tienen sus techos bien cubiertos y una escuela de primera de mampostería, de concreto toda. Tienen escuela primaria y secundaria y Telebachillerato, el Grupo les comenzó a habilitar gallineros, cada uno vale 11 mil pesos con el alimento para las gallinas de todo el año, ahora más que las despensas que se les dan, piden gallineros, porque ahí tienen los huevos y el alimento; se les hizo su cancha de usos múltiples y es un pueblo que vive agradecido. Alguna vez se fueron a conocer el Acuario a Veracruz, gracias a la benevolencia del alcalde Ramón Poo, que disparó las entradas y a los Castelán, que pusieron un camión. No hay niños ni mujeres descalzas, como los encontramos hace 15 años, un progreso mediano les ha llegado. Aún son pobres. Pero luchan, no se rinden. Visten como siempre han vestido, ellas con camisa y manta y balleta, su rebozo y los huaraches o zapatos de hule, el hombre pantalón de mezclilla y camisa manga larga y sus huaraches. Indígenas puros, no cambian su vestimenta. No hay niños descalzos ya. Ubicados a unos 1600 metros de altitud, 400 metros más arriba de Orizaba, habitan unas 800 personas, todos indígenas, menos los maestros que, aunque son bilingües, Náhuatl y español, son citadinos. El camión suele cobrarles de 9 a 15 pesos, bajando hasta Orizaba, y dos pesos por atajo de leña, que llevan a vender. Cada diciembre les vemos, cada diciembre renuevan sus esperanzas de trabajo. Cada diciembre, esa comunidad indígena no se rinde. Los niños se aplican, el mismo grupo les ha regalado instrumentos musicales y tienen su conjunto musical, algunos ya saben leer música. Es una comunidad envidiable, a la que da gusto ir cada año y convivir con ellos unas horas, siempre nos dan de comer para traer, y esta vez nos comimos con ellos unas memelas ricas. Una buena mañana guadalupana de 12 de diciembre, porque por algo la Virgen de Guadalupe se le apareció a un indígena, por algo.

 EL LAPSUS DE ‘VOLVIDO’

 Las televisoras nacionales no sacaron un lapsus presidencial. Al menos no lo vi en ningún noticiero de los estelares. Si lo vi en Univisión de Jorge Ramos. No se necesitaba, hoy las redes sociales cubren lo que las televisoras y medios impresos no se atreven a poner, como si estuviéramos en los años donde el PRI era el partido casi único y la presidencia era la mamá de todos los pollitos. El presidente Peña dijo una frase y cometió un error gramatical, confundió un verbo, en París, en una Cumbre perrona el presidente dijo textual: “México se ha ‘volvido’ un referente mundial”. Hasta ahí la falla. El presidente se ha ‘volvido’ a equivocar, escribieron quienes si publicaron algo, y Univisión le remató con aquello de que en la FIL (Feria Internacional del Libro), no se acordó de tres libros que había leído. Hay días así.

 PREMIO A PERIODISTA

 Poniéndome al día en el diario El País, que por andar de viaje no leía, me encontré con una sorpresa agradable. El periodista Pablo Ferri Tórtola, recibió el Premio Nacional de Periodismo de México, por su publicación “¿Cómo es buscar el cuerpo de un familiar?”, sobre la búsqueda de desaparecidos en Veracruz. De 1361 trabajos el jurado escogió el de Pablo, ‘por la sobriedad para narrar la búsqueda de restos humanos en la fosa clandestina de Colinas de Santa Fe’, en nuestro dolido Veracruz. El periodista interrogó y se sumó al Colectivo Solecito, creado en Orizaba por la madre de una de las hijas desaparecidas. Como Winckler metía cerrojos y no permitía que reporteros anduvieran husmeando, cosa sensata, Pablo se hizo pasar como familiar de un desaparecido y, como Messi, dribló al Fiscal y a la Fiscalía. De allí nació ese excelente reportaje de un Veracruz de un pasado muy herido, muy adolorido para las madres que buscan a sus hijas en fosas clandestinas y comunes, algo que no nos merecemos nadie. Publicado el 4 de septiembre de 2016, ahora lo busco en Internet y lo leo, es desgarrador, pluma de las que acostumbra tener El País. Excelente Premio. Bien merecido.

 ESA FINAL TIGRES/MONTERREY

 No hablaré del juego de fútbol. Por acuerdos cupulares entre las dos televisoras que controlan el fútbol mexicano, como dueños y como picudos que tienen en la Federación Mexicana de Fútbol a sus empleados, Decio de María uno de ellos, las dos televisoras, Televisa y TV Azteca se pusieron de acuerdo y ambas dos (Fox diría) transmitieron la final regia, y eso es muy bueno. Uno escoge a los cronistas que le gustan y se queda con esa señal, que es la misma. Eso mismo se ha pedido para la Copa del Mundo, donde allí no hay apertura. Que todos los canales deportivos que paguen la señal, puedan transmitir los juegos. Me imagino que le sacan al parche, porque los de ESPN, Joserra, Faitelson y Gómez Junco, acapararían la audiencia por su conocimiento y saber. Ya nos tocará algún día.

www.gilbertohaazdiez.com

 *Esta es opinión personal del columnista