Tuxpeños siguen creyendo en la santería y el esoterismo

Durante este viernes, fue notoria la cantidad de personas que llegaron hasta aquellos lugares a visitar los “médicos tradicionales”

Foto: Iris Román
2 marzo 2018 | 18:18 hrs | Iris Román | Tuxpan

Tuxpan, Ver.– El primer viernes de marzo, es la fecha indicada para quienes tiene la creencia, se pueden deshacer de malas vibras, purificar el aura y prepararse para estar bien todo el resto del año, este día, los brujos, chamanes y esotéricos recibieron a una gran cantidad de personas que acudieron a solicitar una barridita, una limpia, un alumbrado, un hechizo y hasta un ritual.

Durante este viernes, fue notoria la cantidad de personas que llegaron hasta aquellos lugares a visitar los “médicos tradicionales”.

Un conocido santero, señaló que el primer viernes de marzo su trabajo se incrementa hasta en un 90 por ciento, donde acuden desde niños pequeños, hasta adultos mayores, quienes están en busca de ahuyentar las malas energías y estar limpios y purificados.

Foto: Iris Román

En el Mercadito Héroes del 47, doña Martina Hernández, quien se dedica a la venta de productos esotéricos desde hace casi 30 años, manifestó que, a comparación de otros años, en este las ventas han sido muy bajas, tal vez por la situación económica o porque algunas personas ya no creen en el esoterismo, sin embargo, hasta su local aun llegan personas para solicitar las hierbas para hacerse sus baños y limpias, en busca de mejorar la economía y otras más en busca del amor, mientras que hay quienes andan en busca de quitarse las malas energías.

“Ha ido disminuyendo, recuerdo cuando estábamos ahí en el muelle, a la orilla del río, apenas estaba aclarando el día y la gente ya andaba comprando ahí sus hierbitas y ahora, solo he tenido poquita venta, ya ve que ahora ya no hay trabajo, todo eso afecta”.

Doña Martina, dijo que aparte solo una limpia, las personas también compran lo que es lociones para el trabajo, jabones para la buena suerte, y amuletos para el amor.

Mientras que algunos utilizan este día para hacer brujerías, hechicerías, un sinfín de cosas, buscando el daño a otras personas, también hay quienes dicen que la realidad es que el primer viernes de marzo es la fiesta de las plantas, en donde la naturaleza sana, nutre, purifica, y trasmuta en algo positivo, una fecha es muy sagrada y otros más opinan que es una tradición prehispánica adoptada por nuestra cultura como un día especial, en el que uno puede alejar de sí las malas vibras.

Foto: Iris Román