Se interesan en el parador

Luego de que se diera a conocer que el Gobierno Municipal cobraría una cuota a quienes hicieran uso de este sitio con la finalidad de mejorar las instalaciones, 80 concesionarios de taxi y 60 autobuses han aceptado esta medida. FOTO: Andrea Galicia.
8 diciembre 2014 | 9:48 hrs | Andrea Galicia | Poza Rica

POZA RICA, VER.- Al menos 140 unidades de transporte público han mostrado su interés para pagar cuota al ayuntamiento a cambio de permanecer en el Parador Urbano, indicó Jorge Cázares Echeverría, regidor comisionado en Tránsito y Vialidad.

Luego de que se diera a conocer que el Gobierno Municipal cobraría una cuota a quienes hicieran uso de este sitio con la finalidad de mejorar las instalaciones, dijo que 80 concesionarios de taxi y 60 autobuses han aceptado esta medida, la cual aún deberá ser aprobada por cabildo.

«Hay solicitudes de que están interesados en trabajar en el parador, y lo justo es que quien obtenga un beneficio de él, venga y pague una cuota, y por eso en sesión de cabildo se propuso este programa de trabajo que fue aprobado con salvedad que se manejará entre distintas comisiones; sólo resta determinar la cantidad que tendrán que pagar», explicó

Cázares Echeverría precisó que el pago sería por uso del Parador Urbano y no por la prestación del servicio en sí, mismo que también se propuso cobrar a comerciantes y todos aquellos que se encuentren allí y que aún está pendiente de aprobación.

Respecto al apropiamiento que algunos taxistas han hecho del boulevard Ruiz Cortines –a un costado de Los Portales–, ocupando el espacio como un sitio alterno, señaló que será la Delegación de Transporte Público quien deba poner orden  ahí por tratarse de un asunto de su competencia y no del ayuntamiento.

«Nosotros como ayuntamiento no estamos facultados para regular al transporte público, debe ser ésta quien se aboque a resolver el problema», refirió.

Mientras se aprueba la cuota por aplicar a quienes hagan uso del Parador Urbano, el edil compartió que por el momento la caseta instalada sólo funciona para acostumbrar a los transportistas a la existencia de ésta, pues mencionó que antes de colocarla estos accedían y salían a alta velocidad.