Saudi Arabia intercepta misil disparado desde Yemen

Los hutíes, que siguen la rama chií del islam y cuentan con el respaldo de Irán, disparan con frecuencia proyectiles contra la zonas de Arabia Saudí próximas a la frontera

Foto: Web
5 noviembre 2017 | 11:22 hrs | El País

Los rebeldes hutíes de Yemen han lanzado un misil balístico contra Riad que, según fuentes oficiales saudíes, ha sido interceptado y destruido cerca de la capital por las defensas aéreas de las Fuerzas Armadas, lo que ha evitado que causara daños. El misil ha sido interceptado al noreste de Riad, cerca del aeropuerto internacional Rey Jaled, y sus restos han caído en una zona desértica, según informa la televisión oficial saudí Al Ejbariya. El aeropuerto ha seguido funcionando con normalidad, según los medios oficiales.

Según la televisión oficial, no se han producido daños materiales ni humanos y el misil tampoco ha causado interferencias en el tráfico aéreo del aeropuerto. “El misil era de tamaño limitado. No hay heridos ni daños”, según Al Ejbariya.

Los rebeldes hutíes de Yemen, apoyados por Irán, han reivindicado haber lanzado el misil, según su canal de televisión Al Masirah. La agencia yemení SABA, controlada por los rebeldes, ha afirmado que el misil tenía como blanco el aeropuerto internacional. El proyectil se lanzó en un lanzacohetes ruso modificado por los rebeldes yemeníes, según la agencia, que sostiene que han dado en el blanco.

“La Fuerza de Misiles del Ejército y las Fuerzas Populares han lanzado en la noche del sábado un misil balístico de largo alcance ‘Borkan H2’ contra el aeropuerto Internacional Rey Jaled de Riad”, ha informado Saba. El proyectil “ha impactado con precisión sobre el objetivo”, según un portavoz militar citado por la agencia yemení.

Este mismo sábado, la coalición internacional para Yemen ha defendido como “legítimo” el bombardeo de la aviación sobre un mercado de la provincia de Saada, en el norte del país, en el que murieron el pasado miércoles 26 personas.

Yemen es escenario de una guerra que enfrenta a las fuerzas gubernamentales con los rebeldes hutíes, que en setiembre de 2014 se apoderaron de la capital Saná y de grandes extensiones de territorio en el norte del país.

Los hutíes, que siguen la rama chií del islam y cuentan con el respaldo de Irán, disparan con frecuencia proyectiles contra la zonas de Arabia Saudí próximas a la frontera y, en contadas ocasiones, han disparado misiles balísticos con mayor alcance que han llegado cerca de Riad.

Arabia Saudí lidera la coalición de países árabes suníes que interviene en el conflicto yemení desde marzo de 2015 y apoya al presidente yemení Abdo Rabu Mansur Hadi, enemigo de los insurgentes. Según la Organización Mundial de la Salud, el conflicto deja más de 8.650 muertos y unos 58.600 heridos.