Primera promesa cumplida de Yunes Linares

La Ciudadanía espera que no salga por mala integración de la averiguación pública o por orden de un juez que determine alguna ilegalidad en la detención

Foto: web
3 febrero 2017 | 12:11 hrs | Redacción Noreste

Veracruz.- Con la detención de Arturo Bermúdez Zurita, extitular de SSP, el gobernador Miguel Yunes Linares cumple su primera promesa de campaña.

Algunas fuentes ligadas a la Fiscalía y al círculo de litigantes veracruzanos, aseguran que el caso de Bermúdez Zurita es un “show mediático” igual al que montó el gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez, el Bronco, con la detención de Rodrigo Medina, que tenía un amparo que le garantizaba no pisar la cárcel y salió libre a las pocas horas de ser aprehendido.

El extitular de SSP aseguran saldría libre, igual que el exdirector del Seguro Popular, Leonel Bustos a quien acusaron de defraudar al erario público con 2,300 millones de pesos, porque los argumentos para mantenerlo bajo resguardo penal, son endebles a pesar de ser públicos los ilícitos.

Bermúdez Zurita está acusado de presunto enriquecimiento ilícito, abuso del poder público, asociación delictiva entre otros delitos, que involucran a su esposa y familia.

El gobierno tenía contratadas a sus empresas como proveedoras de la SSP.

El Servicio de Administración Tributaria inició una revisión a fondo sobre la situación fiscal de Arturo Bermúdez Zurita, ex Secretario de Seguridad Pública de Veracruz en el Gobierno de Javier Duarte y poseedor de una fortuna reveló hace unos meses REFORMA.

El SAT inició revisiones de gabinete sobre el pago de impuestos de Bermúdez durante los ejercicios fiscales de 2011, 2012, 2013 y 2015, mismas que fueron notificadas al ex funcionario mediante dos oficios girados el pasado 21 de septiembre.

Bermúdez es dueño de 19 inmuebles en México y Estados Unidos, así como de 24 empresas que se dedican a toda clase de giros comerciales y que señaló Yunes Linares desde que estaba en campaña que serían utilizadas para lavar dinero.

El extitular de la SSP renunció antes de concluir el gobierno duartista para esclarecer su situación patrimonial, declaró él mismo, aunque en las primeras diligencias contó con el encubrimiento de la Fiscalía en la época de Luis Ángel Bravo.

Además de los 19 inmuebles a nombre de Bermúdez, 2 de ellos en Houston y el resto en México, Yunes Linares denunció en su momento que la esposa, hermano y dos sobrinos del ex funcionario son dueños de otras siete propiedades en dicha ciudad.

El valor de las nueve propiedades en Houston es de casi cuatro millones de dólares, y todas fueron compradas a partir de 2012, según los registros públicos locales.