Obras inconclusas causan perdidas económicas en Córdoba

El Alcalde decidió romper banquetas en las calles del primer cuadro de la ciudad

Foto: Noreste
26 diciembre 2017 | 10:17 hrs | César Estrada

Córdoba, Ver.- En completo desacierto y sin la planeación correcta antes del inicio de la temporada decembrina, Tomás Ríos Bernal decidió romper banquetas en las calles del primer cuadro de la ciudad, a una semana de concluir su mandato, comercios ven frustradas las ventas navideñas.

Tomas Ríos Bernal, cierra su administración de desaciertos con calles cerradas, obstrucción de paso peatonal y problemas a comercios, la imagen del centro histórico ha quedado en total desconcierto y en un caos peatonal y vial, ciudadanía y visitantes ven la falta de visión de un Alcalde que presume el museo del café y los logros que solo unos cuantos aplauden, aunado la crisis de inseguridad que vive la Ciudad de los 30 Caballeros.

A pesar de que se observan cuadrillas de trabajadores, maquinaria y avisos de cierre parcial de importantes arterias, el caos vehicular y un constante peligro para las personas que prácticamente caminan sobre la calle o avenida, según sea el caso, también ha ocasionado accidentes, como caídas de peatones.

La imagen deplorable de esta zona comercial ahuyentó a la clientela, visitantes y paseantes, los pocos negocios de comida vieron frustradas sus ventas por la inmensa nube de polvo que ocasionan los trabajos de la ampliación de banquetas, obra realizada con el recurso obtenido de los parquímetros, cabe señalar que esta obra fue autorizada sin consulta al fideicomiso creado por la administración, y el cual sería juez y parte para la decisión en el destino de los recursos obtenidos.

Los cordobeses ven con tristeza el término de esta administración, que sin pena ni gloria, paso a ser una más, que solo beneficio a unos cuantos, inclusive amistades cercanas a los funcionarios municipales vieron con descontento su inversión en el mal llamado caminatorio, un proyecto sin los alcances prometidos, y que pasará a ser una obra costosa y sin beneficio.

Fuentes confiables señalan que desde el día viernes 22 del presente mes, vía WhatsApp Tomás Ríos Bernal comenzó a despedirse de sus actuales funcionarios, aun cuando faltan seis días porque concluya su mandato, les indico que muchos dejaba obras pendientes, pero que se va con la frente en alto, aún con las cifras rojas por ejecuciones, ataques con arma de fuego, robos a transeúntes, casa habitación y vehículos, este segundo mandato de Ríos Bernal decepcionó a más de un cordobés.