Maestros denuncian plagios

1 mayo 2017 | 17:51 hrs | Carlos Jesús Rodríguez

EL DIA del Trabajo dejó de ser aquel evento en el que obreros, profesores, empleados y hasta burócratas desfilaban en torno al Presidente de la República, Gobernador en turno y hasta Presidente Municipales convencidos de que eran sus verdaderos líderes. Cuando dirigentes sindicales –fueran o no del partido al que pertenecían los gobernantes- acompañaban a las autoridades durante la marcha para ser testigos, lo mismo de agradecimientos que de protestas por falta de apoyo. Pero el Día del Trabajo, actualmente, ya no interesa a nadie, y por ello quienes ejercen gobierno habían dejado de asistir al evento principal en la capital del Estado, pero el mandatario Estatal, Miguel Ángel Yunes Linares creyendo acaso que la clase trabajadora lo idolatra y agradece, decidió presidir el desfile con tan mala suerte que ningún dirigente del sector obrero, popular o campesino le acompañó, salvo Tomás Tejeda Cruz que se dice secretario general de la CROC en la Entidad, pero no porque quisiera sino en agradecimiento a la benevolencia del panista que decidió ya no seguir con la acusación contra la hija de este, Graciela Tejeda Martínez, ex regidora del ayuntamiento de Boca del Río detenida en Noviembre del año pasado junto con Anselmo Estandía y Felipe Sosa Mora, tras una denuncia ante la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (FEPADE) y la Procuraduría General de la República (PGR) por presuntos delitos electorales.

YUNES SE quedó solo con su desfile, no obstante lucir un costoso traje gris (color ratón) y una corbata similar, todo nuevecito, pues reza la sentencia que el anfitrión da honor a sus invitados vistiendo sus mejores galas, pero la dizque clase obrera –muchos de ellos priistas- lo desairaron salvo, también, el afamado Enrique “Papo” Levet Gorozpe, eterno regenteador del FESAPAUV, una de las organizaciones que está siendo investigada como parte de las malversaciones de los recursos del Instituto de Pensiones del Estado, además de uno que otro norteado que busca favores. Pero en lo general, la marcha obrera fue deslucida. La hubo pero sin dirigentes.

RESPECTO A Tomás Tejeda Cruz, quien se ostenta como dirigente Estatal de la CROC, Francisco Morales Sarmiento, quien tiene nombramiento de Secretario General de esa agrupación denuncia que el primero incurre en el delito de usurpación de funciones al hacerse pasar como mandamás de la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos (CROC) en el Estado, por lo que procederá legalmente en contra de este. Molesto insiste: “queremos que deje de utilizar la antorcha y deje de autonombrarse dirigente estatal de la CROC, él puede ser dirigente pero no dentro de la CROC, porque ya fue, ya se le acabó”, y acto seguido muestra la toma de nota con número 211/DGRA/30-01-17/031, donde la Secretaría del Trabajo y Previsión Social lo acredita como Secretario General del Comité Ejecutivo Estatal hasta el 19 de Febrero de 2018.

EL PROBLEMA es que Tejeda Cruz se hace presente en eventos, como el del llamado Día del Trabajo ostentándose como dirigente Estatal “y ya no lo es”, aclara Morales Sarmiento, por lo que el caso lo llevará a los tribunales para que tomen medidas. Él se aferra al puesto, dice, porque fue diputado local dos veces por el PRI, y toda su familia ha ocupado cargos públicos en Veracruz y Boca del Río, además de haber recibido contratos de obras millonarias que el gobierno que concluyó le estuvo dando a él. Son muchos los beneficios que ha tenido, como el otorgamiento de concesiones, todo eso le ha servido para estar en una situación privilegiada, por lo que el supuesto usurpador será denunciado.

ALGO QUE llamó la atención en el desfile alusivo fue la denuncia del secretario de organización de la sección 32 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), José Cruz Salazar Ramírez quien señala que en los 4 primeros meses de este año han sido secuestrados una veintena de maestros en diferentes puntos del territorio Estatal, y varios de ellos, según dice,  han sido victimados luego de ser plagiados porque no se pagó el rescate exigido por quienes les privaron de su libertad. Vagamente se ha referido al caso más reciente, el de una maestra de Tantoyuca y su alumno que fueron hallados sin vida tras permanecer varios días retenidos ilegalmente tras la ejecución del padre del menor durante los hechos. El dirigente dice que casos como ese atemorizan al gremio magisterial y por ello “estamos exigiendo seguridad, lo exigimos diariamente, aunque sabemos que con este clima de violencia que hay en el Estado tenemos que cumplir nuestras responsabilidades aún con temor, aún con los miedos que esto nos causa”, y añade que “es lamentable que la delincuencia haya puesto sus ojos en los docentes cuyos salarios sin de miseria”. También señala que casas de maestras y maestros han sido objeto de asaltos, porque hay la equivocada percepción de que el maestro “gana mucho” cuando en realidad no es así…

EN ESTE espacio abordarnos el caso, luego de que la tarde del domingo del 23 de Abril, en un paraje ubicado entre la comunidad “Las Marianas” y la cabecera municipal de Tantoyuca apareció ¡por fin! el cadáver del niño Luis Ángel Rivera Cruz, de 6 años de edad, al lado del cuerpo de su profesora Yaru Misuri Arrieta Fuentes, de 35. Ambos fueron brutalmente asesinados tras permanecer secuestrados desde el viernes 7 del mismo mes, cuando en compañía del maestro Augusto del Ángel Martínez y el intendente y padre del menor, Pedro Rivera Mejía fueron levantados por un grupo armado. Los dos últimos aparecieron ejecutados horas después del levantamiento, pero la mentora y el alumno permanecieron cautivos 16 largos días sin que la Fiscalía Estatal o la Secretaría de Seguridad Pública –y sus grupos antisecuestros- lograran rescatarlos con vida pese al clamor popular en el norte del Estado que enfrentan las de Caín por tanto crimen y plagios, y no obstante la carpeta de Investigación UIPJ/DIII/FI/426/2017. A principios de Marzo, sujetos a bordo de una motocicleta dispararon contra otra profesora se nombre Deyanira Rodríguez Zúñiga, cuando se dirigía a su automóvil acompañada de su hijo de 8 años, quien resultó ileso. Y son esos actos de inseguridad que ahora afectan a maestros, obreros, empleados y trabajadores que apenas ganan para comer, lo que tiene con el Jesús en la boca a la clase trabajadora, lo que no les permitió festejar como otras veces. Así las cosas…OPINA carjesus30@hotmail.com

*Esta es opinión personal del columnista