Los robots, dispositivos de múltiples caras

Cuarta Escuela de Invierno de Robótica evento, organizado por la Federación Mexicana de Robótica y el Centro de Investigación en Inteligencia Artificial de la Universidad Veracruzana

Foto: Ana Martina Ortiz
11 enero 2018 | 17:12 hrs | Ana Martina Ortiz León

Xalapa, Ver.- Uno de los personajes más queridos por el público infantil de todos los tiempos ha sido Rosie o Robotina, la robotizada y simpática sirvienta de Los Supersónicos, la familia que protagonizaba la serie animada estadounidense del mismo nombre creada en 1962.

A 56 años de esa ficción y 44 que faltan para llegar al mundo que ilustraban William Hanna y Joseph Barbera, donde en 2062 habría casas suspendidas y aeroautos, los robots tienen muchas caras y son parte de nuestra vida cotidiana, algo que se observa en la Cuarta Escuela de Invierno de Robótica que concluirá este viernes 12 de enero en el Casino Xalapeño.

En el evento, organizado por la Federación Mexicana de Robótica y el Centro de Investigación en Inteligencia Artificial de la Universidad Veracruzana, participan 40 jóvenes de 12 entidades de la República Mexicana, quienes escuchan conferencias de especialistas en esta área del conocimiento tecnológico, toman talleres para mejorar sus habilidades u ofrecen demostraciones al público en general de lo qué un robot puede hacer en distintos ámbitos.

Foto: Ana Martina Ortiz

“En la vida diaria la Robótica a veces no se ve muy bien, no es tan transparente, pues nosotros imaginamos muchas veces a los robots como personas, pero la verdad es que no tienen cara de personas y se encuentran en todos lados. Cuando vamos a un estacionamiento el robot tiene cara de caja de cobro, porque toma un tiquet, lo lee, hace cálculos de cuántas horas estuvo el coche en el lugar, marca el boletito y nos los regresa”, asevera Carlos Rubén de la Mora Basáñez, coordinador del Centro de Investigación en Inteligencia Artificial.

Al estimarse que para 2019, 35 por ciento de las principales organizaciones en logística, salud, servicios públicos y recursos apostarán por el uso de robots para automatizar sus operaciones, De la Mora Basáñez agrega que en la industria los robots hacen un trabajo muy preciso o rutinario; mientras en las áreas de investigación y de servicios, por ejemplo, un hospital, hay algunos que llevan y traen medicinas y otros que hasta realizan cirugías a distancia.

Foto: Ana Martina Ortiz

“Los mismos automóviles tienden cada vez más a ser más seguros y con la idea de que en el futuro sus mecanismos o sistemas sean robots que manejen y no ya las personas”.

A pesar de que otras proyecciones indican que más de tres millones de trabajadores en todo el mundo serán supervisados por estas máquinas y que uno de cada cinco documentos que leamos en Internet habrá sido redactado por un robot, el investigador considera que la creatividad del ser humano marca la gran diferencia.

“El robot es instruido para realizar tareas como la producción de textos o que en Internet busque textos a través del tecleo de palabras clave y a partir de esa información arme otros artículos, para un robot sería más difícil y complicado lograr una escritura con estilo, una escritura con una idea original y novedosa, una escritura poética, una escritura con estética. Muchos de los textos que leemos en Internet están automatizados o hechos por robots, como son las respuestas de twitter, los mensajes del banco o las traducciones de páginas, procesos automáticos que a veces están bien pero a veces están muy mal hechos”.

Foto: Ana Martina Ortiz

“Este camino empezó no hace mucho y el avance es cada vez mayor, incluso al teléfono móvil le podemos hablar y éste traduce lo que le decimos a más de cien idiomas. Realmente vivimos una tecnología sin precedentes y aunque no vemos robots caminando por las calles, todos los dispositivos que utilizamos en la vida diaria, como relojes, celulares, licuadoras, etcétera, poseen mecanismos sujetos a automatización gracias a la ayuda de robots”.

En la semana, los jóvenes procedentes de los estados de: Campeche, Ciudad de México, Estado de México, Guanajuato, Michoacán, Nuevo León, Oaxaca, Puebla, Tabasco, Tamaulipas, Yucatán y Veracruz han tenido la oportunidad de participar en siete cursos y talleres, dos demostraciones y tres conferencias que versan acercan de la impresión en 3D, la minería de datos, la influencia de los algoritmos avanzados en el mundo de las finanzas, entre otros temas.

La primera Escuela de Invierno de Robótica se llevó a cabo en 2013, en el Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica, en Tonantzintla, Puebla; la segunda, en 2015 y su sede fue la Universidad Politécnica de Victoria, de Ciudad Victoria, Tamaulipas; la tercera se llevó a cabo el año pasado, siendo anfitriona la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla, con sede central en Puebla.

Foto: Ana Martina Ortiz