Las ‘Barbies Malas’, la pandilla de mujeres más sanguinaria de Nueva York

La organización está compuesta por alrededor de cien jóvenes que son consideradas “propiedad” de los “Trinitarios” y deben obedecer todas sus órdenes

Foto: Web
4 julio 2018 | 17:30 hrs | La Patilla

Estados Unidos.- El reciente asesinato de Lesandro “Junior” Guzman-Feliz, el joven de 15 años atacado a machetazos por miembros de la pandilla de los “Trinitarios” a la salida de una bodega del Bronx, ha generado indignación a nivel en una comunidad que debe lidiar con el flagelo del crimen organizado dentro de una de las ciudades más pujantes de todo EEUU, reseñó Infobae.

La organización, que ha sido catalogada por el FBI como “la pandilla proveniente del Caribe de más rápida expansión” y “la mayor pandilla dominicana en los EEUU”, cuenta con un grupo de mujeres criminales que operan en paralelo, con la intención seguir sembrando el terror en las calles del convulsionado condado del estado de Nueva York.

Conocidas como las “Barbies Malas”, la organización está compuesta por alrededor de cien jóvenes mujeres que son consideradas “propiedad” de los “Trinitarios” y deben obedecer todas sus órdenes. Según datos oficiales compartidos por las autoridades locales, estas son regularmente violadas por los pandilleros y también son sometidas como esclavas sexuales y prostituidas de forma indiscriminada.

Foto: Web

Además, suelen ser usadas como señuelos para atraer a los objetivos de los “Trinitarios” y en algunos casos llegan a operar como mulas, tanto para transportar drogas como armas a lo largo de la ciudad.

Curtis Sliwa, líder de la fundación “Los Ángeles Guardianes” y experto en pandillas, compartió al periódico The New York Post que las “Barbies Malas” suelen esconder en sus carros de bebés, con total impunidad, machetes y drogas como heroína, fentanilo y marihuana.

“Los miembros masculinos saben que es muy difícil que la policía revise a las mujeres, sobre todo a las madres” aseguró Sliwa. El experto asegura que el auge de los “Trinitarios” tuvo como origen al área de Washington Heights durante la década del noventa y luego comenzó a ganar presencia en Nueva Jersey y el Bronx.

La pandilla fue fundada en la isla de Rikers hacia fines de los ochenta, por el asesino condenado Leonides Sierra, con la intención de protegerse a sí mismo y a otros criminales de los ataques de presidiarios miembros de otras bandas, entre las que se destacan los “Bloods” y los “Latin Kings”. A pesar de que Sierra continúa preso, ha sido señalado por dirigir a la pandilla desde su celda en el presidio de Attica.

Foto: Web

En lo que respecta al rol de las “Barbies Malas”, estas deben estar siempre listas para atender a los pedidos de sus líderes masculinos. Entre sus funciones, deben proveer a los “Trinitarios” de casas seguras para ocultarse de la policía, además de ofrecer un refugio provisorio para las drogas en tránsito.

“Normalmente tienen los recortes de los artículos que se han publicado sobre ellas pegados a las paredes de sus casas, dado que aman la publicidad” compartió Sliwa al NYP. “La cobertura reciente del asesinato de Guzman-Feliz las ha hecho sentir más notorias y temidas” agregó.

A diferencia de los Latin Kings, la banda criminal fundada en Chicago en la década del cuarenta por inmigrantes mexicanos y puertorriqueños donde sus miembros son considerados pares independientemente de su género, el el caso de los “Trinitarios” la misoginia es la norma.

“Antes los miembros enfrentados de las pandillas pintaban grafitis en contra de sus adversarios” aseguró Sliwa.

“Hoy violan a las novias de sus enemigos y suben los videos a las redes sociales para avergonzar a sus rivales” concluyó.