LA NUEVA CONSTITUCION DEFEÑA

21 septiembre 2016 | 11:20 hrs | Columna

Por Gilberto Haaz Diez

*Los futuros no realizados son solo ramas del pasado, ramas secas. Camelot

El gobierno del DF, del aburrido Miguel Mancera, pasará a ser gobierno con nueva Constitución, con un Gobernador y Ayuntamientos, con sus alcaldes y síndicos y regidores. Ayer en la entrega del paquete se vio a dos gentes muy conocidas, una es mi paisana, Irma Cué Sarquís (7 de mayo de 1938-78 años) , con raíces del meritito pueblo mío, Ministra de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, de Tierra Blanca, que también es pueblo y ha tenido alcaldes balines que no tienen en esa tierra mía cines de Cinepolis, ni alguna pequeña Plaza Comercial, un hijo pródigo de esa aldea, me dijo que tiene lista la chequera para invertir allí mismo, solo que el alcalde panista le otorgue esa fea cosa llamada Campos Gemelos, que como el Orfis, no sirve para nada, y allí comenzará la construcción de la plaza, con todo y cuatro salas de cines de los hermanos Ramírez. Abogada, exdiputada. La Ministra Cué es una gente brillante. Ha sido miembro de: La Academia Nacional de Derecho Administrativo y Administración Pública. Asociación Nacional de Abogados. Instituto Nacional de Administración Pública. Colegio de Abogados. Foro de México y en 1982 fue nombrada Hija Predilecta de Tierra Blanca.

El otro hombre que prepara la Constitución nueva, es el talentoso Porfirio Muñoz Ledo, él solito se las puede hacer (sin albur), solo denle lápiz y papel, un escritorio y unos pegues y ya, ¡Eureka! Hay Constitución. Fue, Porfirio, amigo personal de Jesús Corichi, el Messi de las relaciones publicas jalapeñas,  el creador en tiempos de Luis Echeverría Álvarez de la Carta de Derechos y Deberes Económicos de los Estados, que la ONU tomó en su seno. Cuando Echeverría la presentó en Naciones Unidas, ante el pleno, Muñoz Ledo la leía en su memoria, desde una butaca de esa sede la recitaba, al unísono del presidente. Fue, además, quien contestó al aburrido presidente Zedillo, en pleno Informe Presidencial, a decirle: “Nosotros, que cada uno somos tanto como vos y todos juntos valemos más que vos”, parafraseando a Francés de Vinatea, que le arrojó en su cara a Alfonso IV de Aragón: “Cada uno de nos somos tanto como vos, pero todos juntos mucho más que vos”. O sea, No te muevas, presidente, que te voy a retratar y aquí no mandas solo.

TRES DE TODO UN POCO

Anuncia la hija de Robert F. Kennedy, Kathleen Hartington, que el ex presidente George Bush, quien fue director de la CIA y gobernó Estados Unidos de 1989 a 1993, le dijo hace nada que votaría por Hillary Clinton, para presidenta. Eso sí es noticia, los Bush han sido Republicanos todos, desde el padre, el hijo y el espíritu santo. Donald Trump divide a los republicanos. Ese voto contará, porque los Bush son muy apreciados en el Partido Republicano. Soplan vientos duros en Estados Unidos, donde apenas ayer a Peña Nieto lo hicieron casi Hombre del Año, en Nueva York. Mientras en México lo aporrean y le organizan marchas para que se vaya, en el Imperio le quieren. O al menos lo respetan. Lo nombran Estadista 2016. Que eso no lo tiene ni Obama.

OTRA DE HOLLYWOOD

 El que parecía un matrimonio para toda la vida, el de Brad Pitt y Angelina Jolie, pues ¿qué creen? Se ha desmoronado, y tras 12 años de amor eterno, por parafrasear a Juan Gabriel, se divorcian por incompatibilidad de caracteres, o lo que es lo mismo, ya no se soportan. Ella pide la custodia de los 6 hijos adoptivos. Hollywood se cimbra, la llamada pareja Brangelina, entra a la numeralia de los divorcios hollywoodenses, que dan mucho que hablar a los portales de chismes, como el TZN, y al Hola español y a las revistas del corazón. Ni hablar, hay días así.

EL METRO

 Uno puede, cuando anda por España, ir a los juegos de fútbol. Si vas a Calatayud, debes preguntar por la Dolores, pero si vas a Madrid debes ir al Bernabéu a ver al Real Madrid. En Barcelona, ni se diga, a la Sagrada Familia y al estadio Camp Nou, donde reina y oficia misa Messi, por los siglos de los siglos, amén. Cuando uno anda en España, donde los juegos por lo regular son a las 10 de la noche, a la salida busca uno su Metro, que en Madrid está frente al estadio. La última vez que ahí anduve, con Chicharito, a la salida lo tomamos y llegamos en dos por tres al hotel Liabeny, donde reina el otro Messi, el Concierge Pedro, que es tipo listo, amable y eficiente. Leo ahora en El Mundo de España, que el club Barcelona pagará a la línea del Metro, 42 mil euros extras porque el Metro cierre a la una de la madrugada, permitiendo así que los espectadores, que normalmente salen a las 12, puedan tomar ese tren subterráneo, que te pone cerca de tu casa en menos tiempo que cualquier otro medio. Eso es proteger a los aficionados. El Ayuntamiento lo hacia los fines de semana, pero como ahora hay jornadas dobles y algunos juegos son entre semana, pues se van hasta la una. Bien por eso.

Visítenos. www.gilbertohaazdiez.com