Inicia la temporada de caza

11 julio 2019 | 0:00 hrs | Javier Roldán | Columnistas

La insoslayable brevedad

Javier Roldán Dávila

Esperemos que la temporada de caza no resulte ‘patito’

Siete meses bastaron, para que el presidente López Obrador perdiera lo ‘amoroso’ y decidiera emprender acciones judiciales contra la corrupta administración de Peña Nieto.

Por un lado es de celebrar, por el otro, es de cuestionar que lo haga a partir de que sus políticas públicas no están funcionando, es decir, como distractor. Además, habrá que cerciorarse que el asunto no esté focalizado, es decir, contra funcionarios de segundo nivel, lo interesante será que el hilo llegue hasta el ex presidente y su círculo íntimo.

Por lo pronto, los estrategas de la 4T han decidido utilizar al ex gobernador de Veracruz, Javier Duarte, como ariete para romper el blindaje del peñato. Sin duda, Duarte sabe mucho sobre el desvío de recursos públicos al PRI, para las campañas electorales de aquel sexenio.

A lo anterior, se suma la ya desatada persecución contra Emilio Lozoya Austin, ex director de PEMEX, de quien se afirma, entregó cinco millones de dólares al propio Peña, para su campaña presidencial. Desde luego, el dinero venía de la empresa brasileña Odebrecht.

Sin embargo, las luces de alerta se encendieron para el mexiquense, con la detención de su abogado Juan Collado, a quien se vincula, también, con Carlos Salinas de Gortari.

Veremos si el tabasqueño decide ir a fondo (y si los otros se dejan, porque de seguro van a responder), por lo pronto, hay que ir por las palomitas.

Esta es opinión personal del columnista