Fiscalía desatiende a usuarios de Tuxpan, CEDH

Hernández Sarmiento señaló que esta situación es muy recurrente, tan solo en las últimas 3 semanas, han realizado el acompañamiento a siete personas a las cuales no les quisieron tomar su denuncia

Foto: Iris Román
7 marzo 2018 | 22:55 hrs | Iris Román | Tuxpan

Tuxpan, Ver.- Un alto número de solicitudes han sido recibidas ante la delegación regional de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) de parte de ciudadanos que han acudido a la fiscalía y que por una u otra situación no se les reciben sus denuncias.

Al respecto, Tonatiuh Hernández Sarmiento, delegado regional en Tuxpan de la CEDH, expuso que constantemente realizan la gestoría de acompañamiento o incluso a través de un oficio le han solicitado a la titular de la Fiscalía Regional, Silveria Morales Solano, que el personal atienda las peticiones de los ciudadanos.

“De esa forma es como son atendidos los ciudadanos, les toman la denuncia que ellos desean interponer cuando intervenimos, evitando lo que pudiera ser en algún momento un acto violatorio de derechos humanos”.

Hernández Sarmiento señaló que esta situación es muy recurrente, tan solo en las últimas 3 semanas, han realizado el acompañamiento a siete personas a las cuales no les quisieron tomar su denuncia.

Resaltó que inclusive en este mes de marzo, en el que se celebra el mes de la mujer, una mujer que fue agredida y al acudir a la fiscalía no le quisieron recibir la denuncia, por lo que la CEDH hizo la gestoría pertinente para que se tomara conocimiento de los hechos.

“El día internacional de la mujer esta pronto a celebrase y una señora que resulto agredida y lesionada por unos vecinos, realizó la petición ante la CDEH para que le brindáramos el apoyo de acompañamiento por que la denuncia no se la quisieron recibir”.

Desde la llegada de Silveria Solano Morales, los empleados de la fiscalía hacen de las suyas y desatienden a quienes requieren interponer una denuncia, no existe la procuración de justicia, acciones de este tipo solo hacen que la población deje de creer en las autoridades y no acudan a denunciar.