En Veracruz, solo leyes de … papel

14 noviembre 2016 | 14:03 hrs |

Por: Tomás Mundo

Me refiero en particular a las declaraciones vertidas recientemente por la Fiscalía General del Estado con relación a la investigación en contra de dos ex secretarios de la actual administración, y dijo la Fiscalía que “será responsabilidad de los jueces si ambos ex secretarios van a prisión o no” (sic).

Lo anterior solo demuestra una total ignorancia del sistema adversarial, y peor, quiere decir simplemente que en la fiscalía no existen políticas publicas diseñadas para operar el sistema adversarial, o lo están aplicando en forma tropicalizada.

La carga absoluta de la prueba, la carga de que los ex secretarios acusados vayan o no a prisión es culpa absoluta de la fiscalía; es a la fiscalía a la que corresponde probar todas sus acusaciones; el rol del juez es diferente en este sistema.

Y si van o no a prisión, eso corresponde probarlo y argumentarlo en términos del artículo 155 del Código Nacional de Procedimientos Penales, a la Fiscalía.

En casi todos los casos –por ignorancia de poder argumentar oralmente en forma correcta- la fiscalía siempre pide la prisión preventiva oficiosa, resulta “raro” que en estos dos en particular diga que será el juez en el estado quien decidirá si van o no a prisión.

La carga de la prueba y la responsabilidad de ambos procesos será culpa y responsabilidad de la fiscalía, no de los jueces.

El artículo 20, Inciso A, fracción I, señala que el proceso penal tiene por objeto el esclarecimiento de los hechos, proteger al inocente, procurar que el culpable no quede impune, y que los daños causados por el delito se reparen.

En ese mismo artículo, pero en el inciso “V.- se establece que la CARGA DE LA PRUEBA PARA DEMOSTRAR LA CULPABILIDAD CORRESPONDE A LA PARTE ACUSADORA, conforme lo establezca el tipo penal.”

En los artículo 8.1 y 8.2 de la Convención Americana de Derechos Humanos de observancia obligatoria en México, señala lo que debe respetar y observar toda Fiscalía, es decir, el respeto del debido proceso.

Por su parte en los artículos 12, 13 y 14 del Código Nacional de Procedimientos Penales  señalan de los principios que debe respetar la fiscalía: El Debido Proceso, la Presunción de Inocencia y el Principio de Doble Enjuiciamiento.

Y el artículo 261 del mismo ordenamiento da una definición clara de lo que son los datos de prueba, medios de prueba y prueba; y en el artículo 44 establece la obligatoriedad de que todas las audiencias serán en forma oral.

En estos casos contra los dos ex secretarios:

La obligación y la carga de la prueba para que se les formule imputación es de la Fiscalía. Depende de la teoría del caso y los datos de prueba en que la sustenten, así como su argumentación oral ante el juez de control, en que sustente el por qué se les debe formular imputación, los datos de prueba con que cuenta para ello, y lo más importante, argumentar oralmente, el por qué se deben quedar en prisión; para eso, les recomiendo seguir las reglas, que en inglés se llama IRAC; Y LEER UN EXTRAORDINARIO LIBRO DE JORDI NIEVA FENOLL; ir a una audiencia sin una estrategia, es como se dice en el argot del sistema adversarial: salir de pesca, es una locura e irresponsabilidad y desconocimiento del sistema adversarial.

Y por otro lado, si ambos ex secretarios son exonerados, será culpa de la Fiscalía, pero además, será cómplice en este caso en particular, porque?

Porque existe en derecho un principio latino NON BIS IN IDEM (prohibición de duplicidad de juzgamiento) lo que quiere decir, que si son exonerados, ya no podrán ser acusados por los mismos hechos. Porque esta figura exige que sean las mismas propuestas fácticas, y el mismo agraviado, en este caso, el estado.