El indignante caso de Mara

18 septiembre 2017 | 11:40 hrs | Claudia Guerrero

Indignaci√≥n generalizada por el artero asesinato de Mara Fernanda ¬†Castilla Miranda… Y como veracruzana, a√ļn m√°s… La muerte de una mujer con alevos√≠a y ventaja, ¬†es reprochable y perpetrado por un hombre, nos recuerda ¬†que a√ļn existen secuelas de descomposici√≥n cultural, de ¬†los usos y costumbres¬† ejecutados por hombres, quienes toman a la fuerza, lo que creen ser suyo, como si las mujeres fuesen un objeto m√°s… Y lo lamentable, ¬†existen otros casos de desaparici√≥n o muerte igual o peor, que el de Mara…

En el seno familiar, la aun tradici√≥n de que el hombre no es para las labores de la casa, ¬†pues para eso est√°n las mujeres, quienes tambi√©n debe cuidar a los hijos y criarlos. En Veracruz, Chiapas, Oaxaca, entre otros, ¬†a√ļn existen transacciones de venta de ni√Īas para casarlas con personas que pueden pagar a la familia con dinero, ganado y hasta inmuebles, como se fuesen cheques al portador y la menor de edad acepta y obedece ciegamente, por ser una tradici√≥n a√Īeja. Hasta en la mayor√≠a de religiones, las mujeres son un enorme ej√©rcito servicial, pero jam√°s podr√°n aspirar a dirigir grupos religiosos, como ¬†pastores, sacerdotes y hasta Papas en el Vaticano. Eso le pertenece exclusivamente a los hombres… ¬ŅY qui√©n decidi√≥ eso? Desde la Biblia, cargada de datos mis√≥ginos y demeritar a las mujeres, nos pretende imponer c√≥mo el mundo deber√° estar regido para ¬†mandar los hombres y no las mujeres… Y muy espor√°dicamente, las mujeres han tenido participaci√≥n fundamental en algunos pasajes de la Biblia… Y lamentamos, que con lo aqu√≠ expuesto lastime la sensibilidad cultural de algunos ¬†inteligentes lectores…

El caso de Mara Castilla Miranda tiene extra√Īas evidencias e incongruentes relatos… Se report√≥ su desaparici√≥n el 8 de septiembre en Cholula, Puebla¬† y fue hasta el 15 del mismo mes, que la Fiscal√≠a de ese estado report√≥ su localizaci√≥n y el Gobernador de Puebla, Tony Gali Fayad da el p√©same a la familia por la muerte de Mara, perpetrado presuntamente por el chofer de la empresa de taxis privada Cabify, de nombre Ricardo Alexis ‚ÄúN‚ÄĚ. Lo interesante ¬†¬†son las deficiencias en este caso, como muchos otros, iniciando por la Alerta Amber, la cual, se activ√≥ despu√©s de las 72 horas y se pierden horas cruciales para su pronta localizaci√≥n…

Desde la desaparici√≥n de Mara Castilla, los familiares iniciaron una intensa b√ļsqueda y emitieron datos para su localizaci√≥n.¬† Las c√°maras del edificio en el Fraccionamiento Torres de Mayorazgo, en Puebla, ¬†captaron el momento en que el auto se detiene frente al domicilio de la joven y permanece ah√≠ por largo tiempo, sin que Mara descendiera, visualizando adem√°s, ¬†destellos de flash, que pueden ser ¬†tomas de fotograf√≠as de la chica, para luego, retirarse del lugar. Las autoridades aseguran haberse¬†¬† dirigido a un motel cercano, violarla y estrangularla…¬† En la investigaci√≥n de la Fiscal√≠a de Puebla, no descarta el involucramiento de una red ¬†de trata de mujeres…

Fuentes confiables nos aseguran, desde su desaparici√≥n, el proceso de localizaci√≥n fue tortuoso y pone en evidencia que el tema de desapariciones es delicado, contabilizando 83 mujeres asesinadas en Puebla, en parecidas o iguales circunstancias. Organismos no gubernamentales han asesorado a los familiares de j√≥venes desaparecidas para ‚Äúhacer ruido‚ÄĚ y exponer en medios nacionales y estatales las b√ļsquedas de sus seres queridos, gracias a la lentitud en las investigaciones…

Y en √©stas, con base a investigaciones de los propios familiares de Mara Fernanda Castilla Miranda, aseguran que la joven hab√≠a sido llevada de Puebla a Veracruz y gracias a la presi√≥n medi√°tica, de inmediato fue sacada de este estado y llevada a Tlaxcala… Se dieron coordenadas de un punto exacto para su localizaci√≥n y gracias a la tardanza de las autoridades ministeriales de Puebla, cuando se hizo el cateo, no se encontr√≥ nada… La versi√≥n oficial y maquillada por el Gobierno de Puebla fue que el chofer del taxi Cabify fue un solitario delincuente, quien ¬†llev√≥ a Mara a su domicilio, ella nunca descendi√≥, ¬†luego, perderse por largos minutos en las calles de Puebla, para llegar a un motel cercano al domicilio de la v√≠ctima, violarla, estrangularla y despu√©s, dejarse visualizar por las c√°maras del motel, emitiendo un saludo y desechar el cuerpo en una barranca de Xonacatepec…

No es coincidencia ¬†que el imputado viviera en Tlaxcala, estado ¬†donde se finca una enorme red de trata de mujeres y curioso,¬† ante evidencias ministeriales, investigaciones period√≠sticas sustentadas e imputaciones directas, no se ha ejercido acci√≥n legal en contra de este grupo delincuencial, que tiene sus huestes en Tlaxcala y estados vecinos, como la Ciudad de M√©xico, Veracruz y Puebla… Esta red delincuencial ha sido se√Īalada del traslado de menores de edad y j√≥venes a pa√≠ses como Jap√≥n, Malasia, Singapur, entre otros…

Y luego, ante una ineficiente respuesta de las autoridades de Puebla, inicia la campa√Īa de desprestigio en redes sociales y publicaciones en medios de comunicaci√≥n poco √©ticos, ¬†con comentarios est√ļpidos y absurdos cuestionando la integridad de¬† Mara Castilla…¬†Y muchos de ellos,¬† hechos ¬†por hombres… ‚ÄúQue‚ÄĚ si la joven estaba ebria y su condici√≥n la puso en indefensi√≥n; ‚Äúque‚ÄĚ si ella no deb√≠a estar en la calle a altas horas de la madrugada; ‚Äúque‚ÄĚ dio pie a que le faltaran al respeto; ‚Äúque‚ÄĚ todas las mujeres deben cuidarse y no salir de sus casas ante la inseguridad prevaleciente; ‚Äúque‚ÄĚ debemos comportarnos, para que los hombres no nos faltes al respeto, entre una serie de idioteces que escriben en las redes sociales…

Ninguna mujer debe ser maltratada, acosada, molestada o le realicen insinuaciones de ninguna √≠ndole. En el trabajo y citamos como ejemplos en la Secretar√≠a de Seguridad P√ļblica, en el Ej√©rcito y dependencias gubernamentales, hemos registrado acoso laboral y sexual, sin que estos defiendan los derechos e integridad de las mujeres, por el simple hecho de ser una costumbre cultural en M√©xico… Y peor, cuando en muchos trabajos en empresas y dependencias de Gobierno, los sueldos de las mujeres son menores al de los hombres, cuando realizan el mismo trabajo y quiz√° hasta mejor…

Aunque usted no lo crea, en muchos estados, como Veracruz, la condici√≥n de ser mujer para integrarse a la pol√≠tica y en el periodismo, se ha tratado¬† de demeritar o bloquear y en grupos compactos de pol√≠ticos, la integraci√≥n de mujeres es impensable. Conocemos a ciertos legisladores, quienes piensan que las mujeres solo sirven para la cocina y no deben participar en la pol√≠tica… Y en candidaturas, todos los partidos pol√≠ticos les cuesta trabajo asignar la equidad en la cuota de g√©nero,¬† al 50 y 50 por ciento, por no existir cuadros integrados por mujeres…

Lo que ocurri√≥ a Mara, como a otras v√≠ctimas es indignante y reprochable. Si como madres, cri√°ramos a hombres respetuosos de las mujeres, con un trato igualitario, ¬†el mundo ser√≠a diferente. Si los hombres¬† no pagaran los servicios a grupos delictivos que manejan la trata de mujeres, muchas de ellas secuestradas y son violadas sin su consentimiento, este imperio delictivo desaparecer√≠a… Aplicar la ley correctamente y castigos ejemplares a culpables por feminicidios con condenas por hasta 60 a√Īos, ser√≠a un buen comienzo para muchos que han quedado impunes…

El respeto a la mujer es primero.¬† Se le sataniza por llevar ¬†tatuajes, usar minifalda, ir a bares, salir de noche, son parte de los tab√ļes que hemos llevado a cuestas, tratando de impedir la condici√≥n igualitaria entre hombres y mujeres. Y lo m√°s lamentable: Todas las mujeres tenemos que aplicar nuestros cambios de h√°bitos, salidas y hasta compa√Ī√≠as, por el miedo a que ¬†seamos las pr√≥ximas v√≠ctimas. Por qu√© debemos vivir temerosas y no exigir a ¬†las autoridades federales y estatales que nos den certeza en la protecci√≥n de nuestros derechos civiles y ¬†condici√≥n de ser mujer. La tragedia en la muerte de Mara ha despertado el reclamo de muchas mujeres para defender nuestra integridad y reclamar acciones concretas a las autoridades en Puebla y de todo el pa√≠s… El hashtag #SiMeMatan¬† externa el sentir de las mujeres, exigiendo respeto y justicia para Mara Castilla y otras v√≠ctimas… Y una servidora, se une al reclamo…

Dudas y comentarios: claudiaguerreromtz@gmail.com

Visite: www.periodicoveraz.com y www.claudiaguerrero.mx

Twitter: @cguerreromtz

*Esta es opinión personal del columnista