Daniel Acevedo desnuda su interior en recital poético

Realizaron “El arte de escribir” que lleva a cabo el Ágora de la Ciudad

Foto: Noreste
24 junio 2017 | 17:33 hrs | Ana Martina Ortiz León

Xalapa, Ver. “Compartir” fue el primer poema que leyó Ana Iris Nolasco para celebrar el décimo aniversario de la publicación del poemario  “Desnudo interior”, de Daniel Eduardo Acevedo Ituarte:

“Compartir con todo el deseo de ver el sudor,

el aroma en un momento de suspendido amor

en la transparencia del tiempo y del espacio

hasta consumar la inmensidad de nuestro amor”.

En este tono transcurrió la casi media hora de esta sesión del programa “El arte de escribir” que lleva a cabo el Ágora de la Ciudad, pues, como señaló el también bailarín, teatrista, coreógrafo y artista plástico él se permitió compartir los sonetos que ha escrito durante varios años y que ha conjuntado en otros poemarios que aún no publica: “Desnudo interior y algo más”, “De las cosas simples” y “Vientos de espina”.

“Baile de labios”, “Dime que me amas aunque no sea cierto”, “Somos planta pegadiza”, “Quiero hundir mi cabeza en el negro tulipán de tu entrepierna”, “Te amaré en el espacio justo”, “El amor es brizna de una tarde junto al río” fueron algunos de los versos leídos por el autor, Ana Iris Nolasco, Ernesto Vilches y Mercedes Huerta y que reflejan las temáticas que le importan: amor, desamor, muerte y vida.

Federico García Lorca enseñó a Daniel Acevedo a amar la poesía y Manuel Montoro lo guió en la tarea de transmitirla en voz alta, por ello el último poema que leyó fue “Cuando muera”, dedicado al gran poeta español:

“Cuando muera no quiero crespones negros

Cuando muera que no se enciendan velas ni candelas

Cuando muera por favor dejen el balcón abierto”.