Cristiano Ronaldo inicia su temporada… ante el juez

El lunes está convocado ante la justicia española para responder de un presunto fraude fiscal multimillonario

29 julio 2017 | 10:56 hrs | AFP

Cristiano Ronaldo vuelve a Madrid de sus vacaciones y el regreso no será precisamente placentero: el lunes está convocado ante la justicia española para responder de un presunto fraude fiscal multimillonario.

El futbolista portugués de 32 años está convocado el lunes a las 11h30 (09h30 GMT) en el tribunal de Pozuelo de Alarcón, el adinerado municipio vecino de Madrid en donde reside. Allí se espera que se le declare como investigado por un supuesto fraude de 14,7 millones de euros, relacionado con sus derechos de imagen.

“Irá a declarar con normalidad”, dijo a AFP un portavoz de su defensa sin querer entrar en detalles.

Según la fiscalía, el jugador del Real Madrid habría aprovechado entre 2011 y 2014 una estructura de sociedades radicadas en Irlanda y en las Islas Vírgenes Británicas, para disimular al fisco ingresos generados en España por sus contratos publicitarios y otros derechos de imagen.

Gracias a este mecanismo, el deportista mejor pagado del mundo (según la revista Forbes) declaró en 2014 unos 11,5 millones de euros de ingresos en España para el período comprendido entre 2011 y 2014, cuando en realidad dichos ingresos habrían ascendido a unos 43 millones.

A ello se añaden, según la fiscalía, otros 28,4 millones de euros disimulados a la administración fiscal, correspondientes a los derechos de imagen del período 2015-2020.

En total, Ronaldo habría dejado de pagar 14,7 millones de euros.

– El fraude, extendido en el fútbol español –

El nombre de Ronaldo ya apareció en diciembre en los “Football Leaks”, una investigación de varios medios europeos sobre las prácticas de evasión u optimización fiscal de una serie de futbolistas.

Según el diario español El Mundo, socio de la investigación, Ronaldo habría hecho transitar casi 150 millones de euros de derechos de imagen a través de un montaje de empresas ‘offshore’, ubicadas en las Islas Vírgenes británicas y en Irlanda.

Unas revelaciones que no han gustado al jugador portugués, quien en varias ocasiones manifestó su hartazgo más o menos abiertamente.

Tanto es así que se llegó a especular con la partida de Ronaldo del Real Madrid, al que llegó en 2009 y del que es mayor goleador de la historia.

Una vez se formalice la acusación ante el juez, Ronaldo engrosará la lista de futbolistas que han tenido problemas con la administración fiscal española.

En 2016 fue el turno de tres estrellas del FC Barcelona: Lionel Messi, Neymar y Javier Mascherano, condenados por fraude fiscal.

Ahora la ofensiva del fisco español se dirige contra futbolistas o entrenadores que pasaron por el Real Madrid: Ronaldo, Ángel di María, José Mourinho, Fabio Coentrao… sin olvidar el agente de todos estos, el portugués Jorge Mendes, inculpado a fines de junio por un juez del tribunal de Pozuelo precisamente.

La empresa de Jorge Mendes, Gestifute, emitió un comunicado en el momento de conocerse la convocatoria de Ronaldo, desmintiendo que hubiera ningún montaje fiscal o disimulación de ingresos por parte del jugador.

Si llegara a ser condenado, “CR7” se expone a una multa de un mínimo de 28 millones de euros, según el sindicato de técnicos del ministerio español de Hacienda, Gestha.

Dicho monto equivale al tercio de lo que ganó el año pasado, unos 93 millones de dólares (80 millones de euros), según la revista Forbes.