Corea del Norte amenaza con ataque nuclear en el corazón de EUA

El vicecanciller norcoreano dejó en claro que su país “no cederá ni un ápice” en su voluntad de fortalecer su potencial nuclear

Foto: web
25 julio 2017 | 13:12 hrs | Agencia NTX

Corea del Norte.-Corea del Norte amenazó hoy con lanzar un ataque nuclear contra el corazón de Estados Unidos en caso de que Washington intente cambiar el régimen de Pyongyang, en respuesta a las declaraciones del director de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), Mike Pompeo, en ese sentido.

“Si Estados Unidos se atreve a mostrar el más pequeño signo de intento de eliminar a nuestro liderazgo supremo, golpearemos sin piedad el corazón de Estados Unidos con nuestro poderoso martillo nuclear, perfeccionado y endurecido con el tiempo”, dijo un vocero de la cancillería norcoreana a la agencia de noticias de su país KCNA.

Durante un foro la semana pasada, Pompeo sugirió la posibilidad de una cambio de régimen en Corea del Norte, al decir que lo más importante para Estados Unidos es “separar la capacidad nuclear y alguien con un propósito nuclear”.

Las declaraciones del director de la CIA sobrepasaron el límite y dejaron claro que el principal objetivo de la administración del presidente Donald Trump es cambiar el régimen de Corea del Norte, indicó el portavoz norcoreano en declaraciones a KCNA, recogidas por la agencia surcoreana Yonhap.

Aseguró que de verse comprometido el futuro del régimen, Corea del Norte “aniquilará de manera preventiva a aquellos países y entidades que estén directa o indirectamente implicados, movilizando todo tipo de ataques, incluidos los nucleares”.

La amenaza norcoreana coincide con la visita a Pyongyang de Oleg Burmistrov, el segundo al mando para las negociaciones nucleares de Rusia, para discutir con las autoridades norcoreanas la situación en la península coreana.

Durante su estancia, Burmistrov se reunión con el viceministro norcoreano de Exteriores, Sin Hong-chol, quien advirtió que si Washington no abandona su política hostil contra Pyongyang, el régimen no pondrá sus armas nucleares y sus misiles balísticos sobre la mesa de negociaciones.

Asimismo, el vicecanciller norcoreano dejó en claro que su país “no cederá ni un ápice” en su voluntad de fortalecer su potencial nuclear.

Corea del Norte, que se proclamó potencia nuclear en 2005, argumenta que la presencia de miles de soldados estadunidenses en Corea del Sur y la política “hostil” de Washington justifica su búsqueda de armas nucleares y misiles de largo alcance.