Con BIVA se fortalecerá el financiamiento interno de México

Foto: web
12 septiembre 2017 | 13:05 hrs | Agencia NTX

México.-La llegada de la Bolsa Institucional de Valores (BIVA) al mercado mexicano se da en “un buen momento”, a pesar del complejo entorno mundial, porque es en este contexto cuando el país debe fortalecer a sus instituciones y a los mercados internos, aseguró el director Ejecutivo de la nueva institución, Fernando Pérez Saldívar.

“BIVA viene a ayudar a fortalecer, a hacer crecer y a desarrollar el mercado de valores, va en línea con el fortalecer las instituciones y el mercado interno, para darle más opciones de financiamiento local para las empresas mexicanas”, dijo a Notimex.

Esta nueva institución espera contribuir a que el volumen de operación del mercado de valores se eleve en 50 por ciento en los próximos tres años, con lo que se pasaría de un nivel actual de entre 14 mil y 15 mil millones de pesos promedio diarios, a alrededor de 20 mil millones de pesos de volumen diario.

Además, precisó, con el trabajo conjunto con los diversos actores que participan en el mercado de valores, apoyará para que en los próximos tres años, alrededor de 55 nuevas emisoras se puedan listar en cualquiera de las dos bolsas de valores que operarán en México.

Está comprobado que el desarrollo y el crecimiento de los mercados de valores alrededor del mundo está aparejado con un mayor crecimiento económico de los países, afirmó Pérez Saldívar.

“Hay un alto grado de correlación y ese es el objetivo último de BIVA, coadyuvar a que el desarrollo y crecimiento del mercado de valores se dé de tal forma que tenga un impacto económico que haga que el país crezca”, añadió.

BIVA incentivará una competencia por una oferta más atractiva, además de que hará esfuerzos significativos en la promoción del mercado de valores.

Buscará desmitificar que el mercado de valores sólo es para empresas grandes, así como de que el financiamiento bursátil que las compañías pueden obtener no es sustituto del crédito bancario u otras fuentes de recursos, sino un complemento, abundó.

Luego de que la semana pasada recibió de parte del Ejecutivo federal la concesión para su operación, el directivo dijo: “Haremos una promoción exhaustiva; en primera instancia el objetivo más que segmentar, es ser más incluyente en el sentido de bajar la raya a empresas también de un menor tamaño”.

El directivo reconoció que buscarán atraer tanto empresas ya listadas en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), como nuevas compañías que buscan expandirse pero no saben que el mercado bursátil es una buena alternativa para ello, sin embargo, rechazó que se dé una “canibalización”.

“Es parte de la competencia pero yo no le llamaría canibalización, es parte de la competencia y del beneficio que se pretender dar a los emisores tanto actuales como a los potenciales en el sentido de que hay una oferta diferente de valor que vamos a poner a su consideración”, dijo.

A su decir, el primer beneficiado de la llegada de BIVA al mercado son los emisores, porque ahora ya tendrán una alternativa para escoger que hoy en día no tienen, añadió.

Pérez Saldívar resaltó que BIVA tendrá todos sistemas listos a finales de 2017, pero iniciará operaciones en los primeros meses del próximo año, y debido a la tecnología que adoptó, será de las bolsas más avanzadas del mundo, aseguró.

Nuestra oferta de valor se basa en el aspecto tecnológico. Nuestro proveedor estratégico de tecnología es Nasdaq, una de las bolsas más grandes y más avanzadas tecnológicamente en el mundo”, puntualizó.

El 29 de agosto pasado, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) entregó a Central de Corretajes (Cencor) la concesión para organizar y operar a BIVA, luego de que esta empresa hizo la solicitud de concesión en octubre de 2015.

Esta solicitud derivó en que la SHCP y la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) realizaran reformas para adecuar y modernizar el marco regulatorio del mercado de valores para permitir la participación de más de una bolsa en el país.