Coatzintla recupera lo abandonada

5 mayo 2015 | 10:30 hrs | | Juan Dávila Ledezma

¡Ay, estos políticos hijos de puta! ¡Que jodido tienen a nuestro México! En estos días que los zánganos se quieren convertir en diputados para mamar de la ubre social, como nunca habían mamado, les voy a platicar de un pequeño ejemplo en Coatzintla.

La señora Nayeli del Valle Toca, cuando fue presidenta municipal realizó la venta de los terrenos de la unidad deportiva Adolfo López Mateos y donde estuvo el kartodromo, no pudo vender los del lienzo charro por que los usuarios no lo permitieron, pero, no fue por falta de ganas; para taparle el ojo al macho, construyó un domo, sanitarios e inicio una especie de andador, donde colocó como 15 ó 20 bancas metálicas, no concluyó el andador, lo dejó a medias, ah pero eso sí, su mente enferma de egolatría bautizó lo construido con el nombre de su hermana en una horrible placa de cemento, el mismo día de la inauguración, fue destruida por un ciudadano anónimo, como dice la canción de Pedro Infante «… yo te lo juro que yo no fui…». Se llenó la bolsa de dinero y se fue, que breves son 3 años para robar y estimular el ego y la vanidad de este tipo de personas.

Se fue Nayeli y llegó el ingeniero Hernández Stivalet el cual como «buen político» hasta universidad prometió para Coatzintla «porque yo tuve que ir a estudiar a otra ciudad y para que sus hijos no tengan que hacerlo construiré una universidad» así de fácil lo dijo y así de fácil como ustedes lo piensan no cumplió.

Un día andaba en una demagógica conducta de barrer la banqueta frente a la destruida unidad deportiva, junto con una bola de barberos que siempre rodean a estos personajes, le dije ¿Por qué está abandonada la obra inconclusa de Nayeli del Valle? «no está abandonada», «si lo está, todos los días vengo a correr y vengo de ahí en este momento», «bueno, es que no quiero recibir una obra inconclusa para no responsabilizarme de algo incompleto y que fue en teoría concluido». El caso es que también pasaron 3 años y lo construido quedo abandonado, se robaron las 15 ó 20 bancas, la instalación eléctrica, incluidas las lámparas, un tablero de basquetbol, los sanitarios quedaron llenos de excremento añejo, se robaron hasta una taza del sanitario y la tubería de cobre, mierda, mugre y polvo lleno este lugar. Igual, el demagogo tuvo su fin, los 3 años de gestión pasaron y así como llego se fue, claro, su cuenta bancaria ha de haber tenido una buena suma en pesos, no creo lo contrario.

¿Cuál fue el resultado de la gestión de Nayeli y de Hernández Stivalet, ambos priistas?. El PRI quedó con una imagen como lazo de cochino, y en Coatzintla votamos por el Lic. César Ulises García que ya había sido presidente y dejo una buena imagen, no será perfecto, pero, dejó buena imagen de su gestión, y el PRI se fue a la chingada.

Hoy el Licenciado César Ulises construyó una carretera de 400 metros de concreto, unas buenas bancas, puso alumbrado para comunicar la carretera federal con el domo y lo abandonado que dejaron los priistas pues no había vía de acceso, ¡aunque usted no lo crea!

Cuando llovía era imposible entrar a hacer ejercicio, lo cual favorecía más al abandono de lo olvidado por el PRI.

Hoy Coatzintla está muy contenta, muchos niños, jóvenes, adultos y ancianos van a jugar, a correr, los sanitarios están limpios, los dos campos de futbol se están recuperando pero lo más importante es que con la carretera de concreto construida ya tenemos un lugar digno para la salud y para realizar la feria de Coatzintla. Como dice la Biblia «por sus frutos los conoceréis…»

Licenciado César Ulises García una final pregunta ¿Cuándo va a recuperar los terrenos situados frente a la unidad deportiva, junto a la carretera que los vecinos de la colonia López Mateos se están robando? Ya sé que les molesta que se les diga rateros, pero, como se denomina a quien se adueña de una propiedad pública o ajena?. Al pan, pan y al vino, vino, la verdad no peca pero incómoda. Siga su buena gestión, recupere lo que es público no permita este robo a ojos vistos, no se haga cómplice por omisión, siga diferenciándose de Nayely y de Hernández Stivalet. Su conciencia y la gente honrada se lo agradeceremos.