Chivas le hace mal a Pulido

24 octubre 2017 | 7:20 hrs | Oswaldo Ceballos Fornaguera

Si piensa el Guadalajara que defender a su delantero Alan Pulido tras el accidente la madrugada del lunes, se equivoca rotundamente.

¿Por qué?

De entrada, ya se hizo público un video a través de redes sociales donde se observa la noche del domingo a Pulido en una fiesta que, a primera vista, tenía bebidas embriagantes.

Se cae el argumento donde el “jugador tiene derecho de estar en cierto horario por encontrarse en rehabilitación”.

Está bien que cada quien puede hacer de su vida lo que guste, y cada quien puede manejar su equipo como se le antoje; pero que no se le olvide a la directiva de las Chivas que se trata de uno de los dos equipos más importantes del futbol mexicano y por lo tanto, hay una imagen que cuidar, un prestigio que mantener y partidos que jugar.

Mimar de esta manera a Pulido es lo peor que la directiva puede hacerle, tampoco es crucificarlo mediáticamente, pero, si nos referimos a un jugador que se ha caracterizado por INDISCIPLINA a lo largo de su carrera, entonces ¿de qué estamos hablando?

Recapitulemos, Alán Pulido se encontraba en una fiesta el domingo por la noche (mismo día que su equipo jugó su partido de liga contra Veracruz), el auto en el que viajaba, manejado por un acompañante, resultó en pérdida total tras chocar contra otro automóvil.

¿Por qué no manejaba el jugador su vehículo?

Ah, pero esta no es la primera historia que deja interrogantes en el andar de Pulido.

Recordemos que fue víctima de un secuestro, del cual de una manera que aún no nos explicamos, pudo someter a los delincuentes y escapar heroicamente de los captores.

En fin, el vehículo resultó en pérdida total, ¿Qué no piensan en el Guadalajara lo que les hubiera costado si Pulido se lesiona gravemente en ese accidente?

Pulido (según ellos) no estaba alcoholizado, ¿pero y los demás? Si somos dramáticos podemos argumentar que cualquier borracho pudo caerle encima a “Superman” Pulido y lastimarle… en una fiesta, de madrugada, en plena temporada.

Según el peritaje, fue el otro automóvil el que tuvo la culpa puesto que se saltó la luz roja del semáforo, pero no era más fácil guardar la disciplina y no salir a divertirse en plena temporada de su equipo y más si te encuentras en una etapa de rehabilitación.

¿Qué es tan difícil entender eso?

Guadalajara dejó ir una excelente oportunidad para poner el ejemplo para la actual plantilla y para todos aquellos jugadores que lleguen en el futuro, exigir competencia dentro y fuera del campo, no por el hecho de que Pulido haya costado un dineral significa que se va a convertir en un niño mimado por todos, porque eso es lo que parece, un padre que solapa a su junior de las estupideces que comete en la vida, en lugar de ponerlo en su lugar y hacer que se gane el sustento con trabajo y disciplina las 24 horas.

Ese es el ejemplo que dan.

Ningún jugador, está por encima de la institución, llámense como se llamen.

BONUS

Hasta septiembre de este 2017, la organización Semáforo Delictivo reporta que ha sido el peor año en temas de inseguridad en la historia de México, es preocupante, que, en lugar de mejorar, vayamos para atrás.

Twitter: @Oswaldocfx

*Esta es opinión personal del columnista