Cáncer infantil, enfermedad silenciosa en menores de edad

Se conmemoró el Día Mundial de la Lucha contra el Cáncer Infantil en Tuxpan

Foto: Ana Tavera
13 febrero 2017 | 22:32 hrs | Ana Tavera

Tuxpan, Ver.- Tras señalar que una cédula positiva no significa que es igual a Cáncer, la responsable del componente de Cáncer de la Jurisdicción Sanitaria número dos, Dulce María Pérez refirió que estos resultados dan la pauta para investigar al paciente y dar la oportunidad que se descarte o se confirme a tiempo, si presentará algún tipo de Cáncer Infantil.

En el marco del Día Internacional de la Lucha contra el Cáncer Infantil, externó que la jurisdicción, únicamente atiende los casos cuando son sospecha, cuando un niño presente síntomas como fiebre o con alguna alteración de signos de sospecha así como pérdida de peso, siendo el primer nivel de atención, ya que posterior a ello, son canalizados a su unidad de derechohabiente o bien, a una unidad médica acreditada que se tiene en la entidad.

Recalcó que el área no cuenta con un número de sospechosos, ya que todos los niños que pasan a la consulta del Niño Sano o del Adolescente Sano, deben de tener la detención oportuna de cáncer mediante la cédula de signos y síntomas, por lo que cualquier paciente que sea considerado como casos sospechosos a través de este, se le brinda la atención inmediatamente.

Foto: Ana Tavera
Foto: Ana Tavera

Las unidades acreditadas, acotó, que tienen la responsabilidad de confirmar si los niños o adolescentes tienen el padecimiento, al mismo tiempo de descartarlo, “pero cada uno de los diagnósticos es personal, porque sabemos que los niños cuando se les estigmatiza con el diagnóstico de cáncer, las personas que los rodean podrían discriminar a quien tiene este padecimiento”.

Aseveró que entre más pacientes se analicen con cédulas de signos y síntomas de sospechas de cáncer, más casos podrían detectarse.

Subrayó que en la entidad veracruzana, la zona jurisdiccional cuenta con dos unidades de referencia, ya que se pueden enviar a pacientes al Hospital Regional de Poza Rica, al módulo de Oncología Pediátrica y al Hospital de Xalapa, Miguel Dorantes Meza, lugar donde son recibidos los niños que son considerados como casos sospechosos, donde bien se descarta que puedan tener este padecimiento o puedan recibir la atención y seguimiento necesario en el caso que cuenten con dos o tres signos que confirmen esto.

Foto: Ana Tavera
Foto: Ana Tavera

“Como primer nivel de atención, nos encargamos únicamente de efectuar el tamizaje para poder canalizar a los pacientes a las unidades médicas acreditadas, quienes son los que cuentan con un equipo multidisciplinario que incluye trabajo, social, psicología, secretaría, laboratorios y profesionistas especializados en la materia, dónde los pacientes en caso de dar positivo a cada uno de estos, son atendidos directamente por ellos”, reiteró.

En la adolescencia, dijo, que es difícil detectar el Cáncer, al ser niños independientes y hacer actividades solos, por lo que las autoridades de salud, están más atentos a este grupo de la población para poder descartar posibles casos o confirmarlos a tiempo, ya que esta enfermedad pueden presentarse a cualquier edad, ya que cualquier individuo puede desarrollar Cáncer, aunque el infantil es entre los 0 a 10 en menores de edad y de 10 a 19 años en adolescentes.