¡Basta del Ya merito!

22 agosto 2016 | 20:06 hrs | Por: Gerardo Rodríguez

Se acabaron los JJOO de Rió 2016. La justa de verano dejó grandes historias cómo la culminación de la carrera deportiva de Michael Phelps; las nueve medallas de oro para Usain Bolt; el comienzo de Simon Biles en la gimnasia artística; y Brasil por fin pudo ganar la medalla de oro en futbol, lo único que les falta por ganar.

No obstante, para la delegación mexicana, conformada por 126 atletas, fue una participación buena pero con tintes grises, no por el esfuerzo de los competidores, sino por el proceso de preparación y de la misma competencia. México quedó en el lugar 61 general y de Latinoamérica en 8to lugar. Las medallas para México llegaron en los últimos días, 5 medallas; 3 de plata y 2 de bronce. Y aunque parezca broma, en las calles se mencionaba que el mexicano siempre deja las cosas para lo último…

De las 5 medallas que la delegación mexicana obtuvo, sólo dos se pueden considerar como parte de un trabajo, un proyecto a largo plazo que tuvo apoyo del gobierno, federaciones y patrocinadores. Esas dos medallas serían la de María del Rosario Espinoza (Taekwondo) y la de German Sánchez (Clavados). Claro que el apoyo que tuvieron fue a que han sido medallistas en otros Juegos Olímpicos. Sin embargo, en el caso de María Guadalupe Sánchez (Caminata) su entrenador no pudo viajar con ella debido a la “ falta de recursos”, en una entrevista mencionó que el poco apoyo que recibió le hubiera gustado que llegara antes, con lo poco o mucho que recibió ella hizo su trabajo. De igual manera, las otras 2 medallas de bronce, Ismael Hernández (Pentatlón Moderno) que nadie lo tenía en el radar para poder competir por una medalla. Y Misael Rodriguez (Box) que tuvo que salir a botear a la calle para poder financiar su viaje a Brasil. Es decir, la mitad de las medallas obtenidas por atletas mexicanos fueron a base de esfuerzo personal y de un pequeño grupo que si apoyó al atleta en todo momento.

Sin embargo, también hay historias que no se consagraron con una medalla pero si dignas de mencionarlas. Son los casos de Brendi Roque (Halterofilia) que no pudo competir con un traje adecuado ya que la federación no le dieron uno de su talla, por lo que tuvo que competir con un traje lleno de parches.  RodolfoCazaubon (Golf) sus palos de golf no llegaron hasta unas horas antes de su competencia, tuvo que practicar con palos prestados. Y un caso lamentable, éste si no por culpa de los apoyos gubernamentales, sino de sus connacionales. Alexa Moreno ( Gimnasia Artística) que por su apariencia física fue duramente criticada, incluso se le hicieron “memes”, sin entender que representa a un país y sobretodo, se ganó un lugar, nadie le regaló nada y quedó en 12 lugar en unos juego olímpicos.

Empieza un nuevo ciclo olímpico, se obtuvieron muchos cuartos lugares (dos en Taekwondo, uno en lanzamiento de bala y otro en tiro con arco) que en las instancias de los JJOO, cualquiera diferencia hace estar o no en el pódium. Es claro que hay talento, ganas y coraje, pero es muy necesario el apoyo por parte de los federativos y del gobierno para que los atletas se dediquen completamente a su deporte y así, México dejará de ser el país del “Ya merito”. Por le momento no se le puede exigir a un atleta que gane y compita con los mejores si durante su proceso tuvo decadencias.
Bien se sabe que México no pasa por un momento estable de ninguna índole. El deporte puede ser esa esperanza para muchos jóvenes que buscan superarse mediante su talento. El primer paso sería tener al frente de la CONADE (Comisión Nacional del Deporte) alguien que sepa gestionar y no le eche la culpa a las circunstancias que pasan los atletas en su competencia por no ganar medallas. Y si se puede, que sepa un poco del deporte en México.

En dos años hay elecciones presidenciales y estatales, ojalá los apoyos no se queden en el promesas y las próximas medallas que obtenga la delegación mexicana sea durante las dos semanas de la justa olímpica y realmente fruto de un trabajo en conjunto desde los atletas a través del gobierno municipal, estatal y federal. De esta manera, los gobiernos podrán decir, mas no que por ellos, se ganó una medalla olímpica. Entonces ¿cómo se llagará a Tokio 2020?¿Se tendrá que esperar hasta los últimos días para ver la bandera del país en hondear entro los mejores del mundo? Esperemos que los próximos Juegos Olímpicos se escuche el Himno Nacional en lo más alto del pódium.