Ayuntamiento de San Andrés a punto de ser embargado

Administración pasada realizó un convenio con Liconsa por un monto de un millón 760 mil pesos y no pagó el producto que le fue consignado

Foto: Web
29 enero 2018 | 22:12 hrs | Valeria Marcial

Xalapa, Ver.- El alcalde de San Andrés, Octavio Pérez Garay, reveló que por órdenes de un juez llegaron a embargarle al Ayuntamiento por el no pago a Liconsa en la pasada administración a cargo del alcalde Rosendo Pelayo, quien realizó un convenio con esa institución por un monto de un millón 760 mil pesos y no pagó el producto que le fue consignado.

Como ésta, reveló hay más deudas con diversos proveedores, recibiendo al menos 100 millones de pesos de deuda en el Ayuntamiento, sin embargo ha ido conociendo de más pendientes, aumentando ya hasta en un 15 por ciento el monto.

Pérez Garay informó por estos malos manejos en la administración municipal ha presentado al menos cuatro denuncias en la Fiscalía General del Estado, pero no descarta interponer más.

En ese tenor se dijo confiado en que la justicia alcance a quienes hayan cometido irregularidades. “Yo creo que nadie está por encima de la ley, a todos nos puede llegar a alcanzar, él puede decir lo que guste y/o quiera”, señaló en referencia a las declaraciones del ex edil quien afirma no haber cometido irregularidades.

Explicó que el pasado día jueves recibieron a personal de Liconsa junto con elementos de un juzgado, quienes por órdenes de un juez federal llevaban un fallo para embargo al municipio. Respecto a ello se atendió y acordó que el miércoles se firmará un convenio para el pago de la deuda.

Explicó el problema se debe a que se hizo un convenio por 600 mil litros de leche de los cuales se surtieron 486 mil al ayuntamiento. Ante la falta de pago se dejó de surtir la leche. Leche que ellos (personal del Ayuntamiento) vendieron a escuelas, recabaron el dinero, entró a Tesorería y nunca se pagó a la institución.

Entonces la institución demandó el pago de las mismas, se realizaron las querellas y al final ante la falta de entendimiento y convenio ahora la nueva administración como institución tiene que “dar la cara”.

Incluso dijo que lo mismo que sucedió con Liconsa, sucedió con el IPE y diversas instituciones a las que el Ayuntamiento les debe dinero.

La deuda registrada era de 100 millones de pesos, pero ha ido incrementando, por ejemplo -señaló- la de Liconsa no estaba registrada. Por lo que tomarán el fallo del juez como muestra existente del adeudo y en base a eso estarán estableciendo el convenio.

La deuda se ha incrementado hasta en un 15 por ciento, lo cual dijo “es penoso porque no puede ser que haya habido tanto desaseo en las finanzas”.

Debido a esta problemática negó que las finanzas estatales del ayuntamiento estén en riesgo de colapso toda vez que con las medidas de austeridad que se han puesto en marcha, se ha ahorrado en el gasto.