Avanza muro de roca para evitar que Villa Chiltepec sea tragada por el mar

El problema de la erosión y el aumento del nivel del mar derivado del cambio climático, es una situación que ha afectado varias zonas costeras de Tabasco

Foto: Noreste
4 diciembre 2017 | 10:53 hrs | Armando de la Rosa

Tabasco.- Un muro de roca de 500 metros de largo y 2 de alto se ha convertido en la última esperanza de cientos de habitantes de la comunidad de Pénjamo y de la Villa Chiltepec en el municipio de Paraíso, ya que la erosión del mar ha generado que las aguas del Golfo de México literalmente se hallan tragado más de 500 metros de tierra y decenas de casas, así lo cuenta la señora María Serdán Serino, quien es madre de tres hijos y junto a su familia han vivido por décadas en las costas de Paraíso, cerca de la desembocadura del río González, pero en el año 2014 su casa fue destruida por el mar y tubo que habitar otra vivienda, la cual como si se tratase de una broma también está a punto de ser alcanzada por el mar.

“Mi casa está por donde ahorita se ven aquellos palos entre el mar, de allí me mudé para acá, pero mi nuevo hogar también está amenazado y es muy feo porque de aquí se han perdido al menos 15 casas que quedaron entre el mar y tenemos fe que este muro salve muestras viviendas”.

El problema de la erosión y el aumento del nivel del mar derivado del cambio climático, es una situación que ha afectado varias zonas costeras de Tabasco, no obstante, en la Villa Chiltepec de Paraíso, la ciudadanía asegura que la situación se agudizó hace tres años, cuando los últimos frentes fríos causaron una severa erosión que convirtió en acantilados lo que antes eran playas, tal y como le ocurrió a Vicente Gómez, un joven ganadero de la zona quien mencionó que ha perdido más de media hectárea de tierra en los últimos años debido al avance del mar.

Foto: Noreste

Para el ingeniero Alfonso Vilchis Rivera, quien es el director de obras de la Conagua en Tabasco, no todas son malas noticias, ya que el pasado mes de octubre se dio inicio a la construcción de este muro de roca, el cual contará con una parte de defensa delantera, junto con dos metros de alto y en la parte trasera del muro, le colocarán un relleno con una membrana especial para recuperar parte de las zonas erosionadas, lo que protegerá a los 800 habitantes de la villa Chiltepec, brindando una solución tan sólida como las rocas que usan para esta obra.

Vilchis Rivera aseguró en una entrevista con el Diario de Tabasco que este muro podría quedar listo antes de que termine este año, no obstante, el titular de obras de la Conagua hizo hincapié en que esta dependencia está realizando 17 obras en todo el estado, incluyendo el reforzamiento con rocas de las márgenes del río carrizal a su paso por la colonia el Espejo en Villahermosa.

La gravedad del problema en la Villa Chiltepec y en la ranchería Pénjamo de Paraíso es que la desembocadura del río Gonzales y las aguas del Golfo de México podrían continuar erosionando zonas pobladas hasta juntarse definitivamente con la laguna que se ubica detrás de la Villa Chiltepec, haciendo desaparecer miles de metros de tierra.

Foto: Noreste

“Ustedes como medios deben de hacer conciencia entre la sociedad de que los cambios climáticos seguirán afectando las poblaciones, sin embargo, el muro que estamos construyendo en Paraíso será una solución definitiva al problema de la erosión”, mencionó el ingeniero Alfonso Vilchis Rivera quien ha colaborado en varias obras en todo el país durante las más de dos décadas que lleva laborando en la Conagua.

En un recorrido realizado por el Diario de Tabasco, en la zona donde se construye el muro, se pudo constatar la gravedad de la erosión y los avances en la construcción del muro que promete poner fin al problema.