Alfonso Colorado destaca trascendencia de Muralismo Mexicano

La coincidencia en el tema que trataría en su conferencia “Diego Rivera, una rotunda versión de la historia de México” y el legado que dejó la historiadora y fundadora del Instituto Veracruzano de la Cultura

Foto: Ana Martina Ortiz
27 julio 2017 | 22:12 hrs | Ana Martina Ortiz León | Arte y Cultura

Xalapa, Ver.- Por el fallecimiento de Ida Rodríguez Prampolini, Carolina Hipólito, quien trabaja en la Pinacoteca Diego Rivera, pidió un minuto de silencio previo a la disertación de Alfonso Colorado con que inició el Programa de Educación Patrimonial “Un verano para ti”.

La coincidencia en el tema que trataría en su conferencia “Diego Rivera, una rotunda versión de la historia de México” y el legado que dejó la historiadora y fundadora del Instituto Veracruzano de la Cultura, hizo que Alfonso Colorado destacara que el Catálogo razonado del arte mural mexicano, que ella coordinó y que consta de tres tomos y más de mil 500 páginas de gran formato, es ahora “obra clave para entender muchas cosas que se hablan no solo en México sino en todo el mundo”.

La mínima parte de la obra de Diego Rivera que actualmente se exhibe en la Pinacoteca comprueba los miles de metros cuadrados que en vida pintó, tanto en murales como en caballete, y demuestra cómo el contexto histórico determinó que su producción fuera tan prolífica y abundante.

“La historia es fundamental para el Muralismo Mexicano, porque en aquel momento, a principios de 1920, no se trataba de elegir un tema. El país salía de la profunda convulsión que había sido la Revolución y en la que se habían perdido más de un millón de vidas, una suma terrible en una sociedad, donde la industria, el comercio y un montón de cosas se habían venido abajo”.

En esta crisis se crea la Secretaría de Educación Pública, que en el proyecto original de José Vasconcelos se sustenta en tres pilares: las escuelas, las bibliotecas y el arte.

“Vasconcelos dice que vamos a inundar este país de libros y que éstos lleguen a los lugares más remotos y a los sectores más desfavorecidos. En un país donde la gran mayoría de la población era analfabeta, Vasconcelos dijo que al mismo tiempo que les enseñemos a leer vamos a llevarles las traducciones de los grandes clásicos, a imprimir miles de ejemplares y a repartirlos por todos lados”.

Foto: Ana Martina Ortiz

Para lograrlo se crearon varios tipos de bibliotecas. Las ambulantes, por ejemplo, se llevaban a parques, fábricas y todo tipo de lugares públicos y remotos, por lo cual se diseñaron cajas de madera en las que cupieran 30 libros y que pudieran transportarse en lomos de mula; otras eran muebles circulares, en los que los libros se colocaban en forma perpendicular para que la gente los viera.

En cuanto al arte, otro pilar de importancia para Vasconcelos por encima de las escuelas primarias, se crearon coros, grupos de danza y, sobre todo, se convocaron a varios artistas mexicanos para pintar murales en los edificios públicos para romper con el concepto de museo y que toda la gente tuviera acceso al arte.

Hoy el Muralismo Mexicano, muy conocido ya por el grueso de la población, y “del que quizá estemos un poco hartos porque nos es muy familiar, como el tequila, las garnachas y los nopales, es el único movimiento pictórico de América Latina que ha tenido trascendencia internacional, a tal grado que vinieron artistas de América Latina y hasta de Estados Unidos, como el artista abstracto Jackson Pollock que vino a estudiar con Siqueiros”.

Un verano para ti

A 10 años de su creación promueve encuentros, reflexiones y análisis de lo que acontece en la riqueza patrimonial de los museos, sitios arqueológicos y espacios de divulgación científica, entre otros. También brinda a los visitantes actividades de diversas estrategias de mediación e interpretación a través de cursos, talleres y conferencias.

Este año, desde el 21 de julio y hasta el 19 de agosto en los más de 350 museos y recintos culturales que hay en el país, se desarrolla el tema “Museos, sociedad y memoria”, eje conceptual que pone en valor al patrimonio, al museo y los recintos culturales, como espacios de la memoria social, fungiendo como un medio de comunicación que vincula de manera directa a la población, con su identidad patrimonial y su riqueza cultural.

Además de Alfonso Colorado, en el programa de la Pinacoteca Diego Rivera participan Israel Barrón con “Detrás de la técnica, un análisis de la obra de Diego Rivera”; Melchor Peredo, que hablará de “Xalapa, reducto de la revolución muralista mexicana”; y Diego Salas charlará de “Diego. Un personaje en la literatura”. Todas las presentaciones se llevarán a cabo los miércoles de agosto, a las 17:00 horas.